La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes
Várvara Rangel Hill | @VarvaraRangel ESPECIAL PARA @vzlasinfonica

La hija predilecta del Sistema, la orquesta cúspide, la que ubicó a Venezuela en un codiciado pedestal en la escena internacional de la música académica contemporánea, la Sinfónica Simón Bolívar de Venezuela (SSB), acaba de celebrar su 40º aniversario con un concierto que reunió a 160 integrantes, de al menos cuatro generaciones que han formado parte de la agrupación. El repertorio no podía ser otro sino aquel con el que debutó la orquesta en la Sala Ríos Reyna del Teatro Teresa Carreño (TTC) en 1978, con las obras Sensemayá, del mexicano Silvestre Revueltas y la Cuarta sinfonía, del ruso Pyotr Ilyich Tchaikovsky, una de las favoritas del maestro José Antonio Abreu, fundador del Sistema y genio creador de la SSB, a quien estuvo dedicada la presentación.

La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes
La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes

El escenario elegido para esta cita histórica fue la Sala Simón Bolívar del Centro Nacional de Acción Social por la Música, en cuyo escenario resaltaban entre los más jóvenes, los músicos de dilatadas trayectorias que pasaron por las filas de la orquesta, como Eddy Marcano, Frank Di Polo o Eduardo Méndez, director Ejecutivo de la Fundación Musical Simón Bolívar, órgano rector del Sistema, que luego de saludar y felicitar a la SSB tomó su puesto entre los violines para iniciar el concierto, que contó con la dirección del joven Andrés David Ascanio, sobrino del maestro Abreu. En las filas, los músicos estaban cómodos, con la complicidad de la camaradería, de compartir otra vez los innumerables recuerdos de los triunfos en escenarios de todo el planeta, esas victorias que saborearon después de incalculables horas de práctica, de estudio, de luchas por los sueños. Eran músicos de cuatro generaciones distintas que se conocían por haber compartido los conciertos, las giras, las clases con los profesores, los mismos que se jubilaron y cedieron sus puestos para que los más jóvenes continuaran la senda.


Justo al término de la Cuarta sinfonía, los asistentes del concierto abrazaron con sus aplausos la calidad, el profesionalismo y la dedicación de una agrupación que se ha probado con los más importantes directores internacionales, los solistas y los cantantes de ópera más renombrados, con los públicos más exigentes.


ÚNICA EN SU GÉNERO

La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes

José Antonio Abreu

“Más que una orquesta, han erigido un nuevo y fascinante ideal colectivo para la juventud venezolana y para el país”, dijo de la SSB el maestro Abreu en 1995, quien aseguró también que estaban decididos a hacer “una orquesta de orquestas, única en su género” admirada en el mundo.  

De acuerdo a un video divulgado antes del concierto, para José Antonio Abreu “La Bolívar” era la semilla de “un auténtico sistema nacional de capacitación, adiestramiento y formación social y artística para jóvenes músicos, un sistema piramidal integrado por agrupaciones orquestales sembradas en la totalidad del territorio de la República, y con la mira puesta en la conformación de una orquesta sinfónica de la juventud venezolana, a la que por decisión unánime de sus integrantes se le dio el nombre regio de Simón Bolívar”.

La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes

Gustavo Dudamel

Los integrantes de la SSB “son forjadores de un camino pleno de fe, esperanza y belleza. Por nuestro  maestro amando José Antonio Abreu, por todo su valor que hemos aprendido en este camino, sigamos tocando, cantando y luchando. A todos los jóvenes eternos y a todos los jóvenes que se unen a esa eternidad, sigamos adelante con amor, con fe y con fuerza. Un beso gigantesco y a ¡Celebrar! ¡Esto es solo el comienzo!”, expresó en el video el director Gustavo Dudamel.

La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes

Venezuela Sinfónica, recogió las historias y los deseos de los músicos que han pasado por las filas de “La Bolívar”.


La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes

Eduardo Méndez, director ejecutivo de la Fundación Musical Simón Bolívar. Integrante de la filas de los violines de la SSB desde 1997 hasta 2006 Ha sido “un honor volver a las filas de la orquesta, tocar con mis maestros, con mis compañeros. Tocó la persona que me puso el violín en las manos, mi primera profesora, Iraida Mora. Uno siempre tiene la emoción del concierto y se prepara, en esta oportunidad, con mucho orgullo. Además, tocamos un repertorio muy emblemático. Porque el maestro Abreu siempre tuvo presente a la música latinoamericana, Sensemayá es una obra muy tocada por la orquesta, muy grabada. Y Tchaikovsky, que es una base fundamental. El  Sistema tiene sus bases en Tchaikovsky, por su riqueza musical y técnica. La Cuarta sinfonía, es sin duda la favorita del maestro Abreu.  Queremos continuar el crecimiento (de la SSB), haciendo música, arte, el desarrollo artístico del Sistema va de la mano del desarrollo social. Ya tenemos más de un millón de niños incorporados y esta orquesta es una muestra de la calidad artística”.

La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes

Jesús (Chúo) Alfonzo, violista, miembro fundador de la SSB y docente universitario en Estados Unidos.
De aquellos primeros días de la SSB recuerda el “orden, la disciplina, la severidad, el control, la musicalidad y el aprendizaje, con José Antonio Abreu, el gran maestro de todo. Con este reencuentro me siento como un héroe nacional (risas), por encontrarme con todos mis amigos, reír, llorar. Esta es una orquesta de un empuje, de una consistencia en sus principios que ha logrado combatir cualquier eventualidad, cualquier consecuencia, está firme, sólida, dedicada a hacer lo que saber hacer: Música y arte. La orquesta debe continuar lo que ha hecho hasta ahora y multiplicarse en la enseñanza, en la pedagogía”.

La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes

Igor Lanz, antiguo Director Ejecutivo de la SSB
La celebración de los 40 años de la Orquesta Sinfónica Simón Bolívar es altamente significativa, porque el maestro José Antonio tenía muy claro que no sólo había que aglutinar a todos los jóvenes que deseaban hacer música, sino que había que mostrarles en el horizonte un destino del más alto nivel. «Yo tuve la oportunidad de dirigir a la SSB en el Festival de Aberdeen y hoy en día constato que tienen en sus manos el liderazgo y las convicciones que requiere este programa pedagógico».

La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes

Florentino Mendoza, cello, miembro fundador de El Sistema y de la SSB

«El día de hoy es especialmente significativo porque interpretaremos el mismo repertorio que se escuchó el 5 de julio de 1978, en nuestro concierto inaugural, en la Sala José Félix Ribas, del Teatro Teresa Carreño. Es para mí un honor reencontrarme con antiguos compañeros, lamentablemente no están todos, pero esta oportunidad servirá para celebrar cuatro generaciones de arduo trabajo. Hay una gran expectativa, sobretodo un gran optimismo porque sabemos que estamos tocando para la memoria de ese gran hombre que se llama José Antonio Abreu.
Recuerdo que para nosotros en ese momento (1978), era muy emocionante el reto, porque pasábamos de ser juveniles a profesionales. Habíamos alcanzado un alto nivel en relación con otras formaciones que existían en ese momento en el país. Sentíamos que ese concierto inaugural representaba un gran compromiso y una responsabilidad, porque era indicativo que aún siendo tan jóvenes, yo tenía 22 años, estábamos en una nueva etapa de nuestras vidas y debíamos enfrentar retos acordes con los nuevos escenarios.»
La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes

Frank Di Polo, violinista, fundador de la SSB e integrante hasta 1990. Esta vez estoy de concertino de los segundos violines, aunque por 20 años fui de los primeros violines y de las violas de la orquesta. Estos ensayos han sido una gozadera, una entrega de puro amor, de sentimiento, de pura risa en una entrega total de todas las almas como músicos para encontrarnos todos”.

La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes

Rafael Cantor, toca corno francés, es miembro fundador de la SSB y formó parte de sus filas hasta 2006. Después de 40 años “la orquesta está crecida, tiene nuevos integrantes que cubren nuestras antiguas plazas y ha ampliado su nivel musical. Siempre hemos buscado la perfección y hay mucha gente joven que está preparada por nosotros y siguen la líneas que trazamos, que comenzamos. Cuando pasamos de la (antigua) Juvenil Juan José Landaeta a la (Sinfónica Simón) Bolívar fue un paso grande, porque se hicieron audiciones y el maestro Abreu nos llevó otro nivel, a un nivel más profesional”.

La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes

Ángel Linares, tubista, integrante de la SSB desde 1988 hasta 2013)
“Cuando entré a la orquesta, no era la novel, pero como dicen los chamos hoy, esa era la que es. La energía de esa orquesta cuando yo era joven era muy distinguible de todas las demás. Me fajé mucho a estudiar, unas ocho horas diarias y estudiaba en la Orquesta del Distrito Federal, que se disolvió y quedé en el aire, estudiando en el Conservatorio y tocando con algunas agrupaciones de cámara. Pasó como un año y me fui a donde el maestro (Abreu) y le dije que me gustaría tocar en la Bolívar, le pregunté si había alguna oportunidad y me dijo que sí. Me hicieron una audición y me fue bien. Afortunadamente tomé el reto. Mi primer concierto fue con la Consagración de la primavera, con Zubin Mehta”, maestro indio de la dirección de fama mundial.

La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes

Ramón Román, concertino de la SSB Es un gran honor poder reencontrarse con sus compañeros para conmemorar 40 años de historia musical, «recordando anécdotas, pero con el objetivo fundamental de hacer buena música.»

La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes

Yda Palavecino, segundos violines

«¿Cuántas generaciones en 40 años?, los que vinieron, los invitados internacionales, más las que faltan. Estar todos juntos bajo la batuta de Andrés David, significa muchísimo para nosotros, como lo dijo en el primer ensayo: «Sin la idea del maestro Abreu, sencillamente él no existiría» y para nosotros es muy significativo haber sido testigos de la trascendencia de la Orquesta y de su obra.»
La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes
Raimundo Pineda, flautista piccolista
«Estamos viviendo una oportunidad muy especial porque nos hemos reencontrado con compañeros que teníamos mucho tiempo sin ver, fundadores de El Sistema y de la Orquesta. Yo pertenezco a la segunda generación, entré en el año 86, pero compartí con ellos muchísimos anécdotas, viajes, grabaciones. Lo que va a pasar hoy en el escenario va a ser algo muy especial, van a confluir la historia personal de cada uno, junto a la historia de la orquesta. Para mí es un honor ser parte de esta orquesta, desde que era un niño siempre soñé en ser parte de ella. Cumplí mi sueño cuando logré entrar a los 19 años.»
La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes
Mónica Gómez, viola
«Para mí es un orgullo inmenso celebrar los cuarenta años de la Sinfónica Simón Bolívar, la orquesta pionera, también conocida como la orquesta que formó el maestro José Antonio Abreu con mis maestros, y a la que ahora pertenecen mis alumnos. Cuatro generaciones que nos unimos para seguir adelante con la misión que nos dejó el maestro con los niños y jóvenes de este gran país, como lo es Venezuela.»
La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes
Luis Valladares, corno francés
«Revivir esta experiencia es una emoción muy hermosa, porque fueron muchos años de trabajo y de aprendizaje. Es una ocasión especial que me permite compartir con viejos compañeros y a la vez, con nuevas generaciones de las cuales estamos muy orgullosos. Le rendimos homenaje al maestro Abreu, quien fuera como un padre para nosostros, compartiendo experiencias enriquecedoras y que no solamente nos orientó, sino que nos formó bajo el lema del trabajo arduo para lograr las metas. Una figura que siempre nos apoyó en todo.»
La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes
Luis Bohórquez, viola
«Este concierto significa el cumplimiento de una etapa de la Orquesta y será muy especial porque reúne a todas las generaciones de músicos que han pasado por la Simón Bolívar, desde los que estuvieron presentes en el primer ensayo hasta músicos que acaban de ingresar escasamente hace un par de meses.»
La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes
Edgar Saume, timpanista, miembro fundador de El Sistema
«Este concierto significa el reencuentro con mis compañeros, toneladas de memorias, de momentos gratísimos. La SSB nace a raíz del crecimiento natural de la Juvenil, que se tenía que convertir en  profesional. Recuerdo la vida entera del maestro José Antonio Abreu, a quien homenajeamos en este concierto, a través de los integrantes que han conformado la agrupación a lo largo de cuatro décadas.»
La Sinfónica Simón Bolívar celebró su aniversario con cuatro generaciones de integrantes
Borgan Ascanio, violinista de la SSB 
«Este concierto representa una emoción muy grande para mí, una reunión de energías positivas luego de ejercer el trabajo que me encomendó mi querido maestro José Antonio Abreu, como profesor y director de orquesta en el núcleo de Montalbán. Volver a reencontrarme con mis compañeros con los cuales compartí tantas vivencias y proyectos, significa un grato momento. Yo provengo de la Orquesta de Maracay (1976) y ví nacer a la Simón Bolívar. Imagínate, formo parte de El Sistema desde que tengo 12 años.»