Las músicas de la Orquesta Filarmónica de Nueva York se rebelaron, no contra su director sino en favor de una ropa más cómoda para llevar sobre el escenario. El problema que sufre casi la mitad de los integrantes del organismo -50 son hombres y 44 mujeres- es que el código de vestimenta dice que deben usar vestidos o polleras en sus presentaciones.


Las músicas piden cambios en el dress code para poder usar frac

Christina Horsten de la agencia de noticias DPA hizo un detallado informe al respecto. Primero menciona el caso de Julie Ann Giacobassi, cornista de la Sinfónica de San Francisco que durante la interpretación de la Segunda Sinfonía de Gustav Mahler se le enganchó el vestido en una de las teclas y pensó que no podría seguir tocando.

Al final consiguió terminar y directamente, después del concierto, se fue a comprar un frac como el que usaban los hombres de la orquesta. En los años 80, cuando aquello ocurrió, era algo poco común, pero hoy está firmemente establecido en los reglamentos de la orquesta de San Francisco que las mujeres puedan llevar vestidos, polleras, trajes o fracs negros.

En la costa este es diferente: la Filarmónica de Nueva York, fundada en 1842 y que ha sido dirigida a lo largo de su historia por grandes artistas como Gustav Mahler, Arturo Toscanini, Leonard Bernstein, Pierre Boulez, Zubin Mehta, Kurt Masur o Lorin Maazel, es la última de las 20 grandes orquestas de Estados Unidos en la que las mujeres no pueden vestir pantalones en los conciertos. Sólo se admiten excepciones cuando tocan de día, en parques o para niños.

¿Qué significa hoy en día vestir bien y qué imagen debe transmitir una orquesta?

«Nos gustaría que cambiara, y pronto», dice la trompetista Leelanee Sterrett, de 31 años. «Y no solamente respecto de los pantalones, sino de lo que significa ir bien vestido». Porque no se trata sólo de igualdad y emancipación y de que sea francamente difícil tocar algunos instrumentos en pollera o vestido. Además es una cuestión de modernidad: ¿Qué significa hoy en día vestir bien y qué imagen debe transmitir una orquesta?

La presidenta de la Filarmónica de Nueva York se muestra abierta en lo que respecta al código de vestuario y afirma que hasta ahora ha habido «un diálogo muy bueno». Pero Borda reconoce que no es fácil encontrar un compromiso porque el gusto del elegante público habitual y de los donantes de fondos es más bien conservador.