Vía: www.excelsior.com.mx/ Por Juan Carlos Talavera

El violinista y director de orquesta lituano tocará en el Conservatorio Nacional de Música dentro del festival Esto es Mozart

CIUDAD DE MÉXICO, 12 de marzo.- Para el violinista Julian Rachlin (Vilna, Lituania, 1940), W.A. Mozart es la vida y su música es una fuente permanente de inspiración para todos, dijo ayer durante el phonerrealizado en las instalaciones del Palacio de Bellas Artes. Ésta será su primera visita a México para presentarse dentro del Festival InternacionalEsto es Mozart, los días 27 y 28 de marzo en el Conservatorio Nacional de Música.

“La música es todo en mi vida, pues paso más tiempo con ella que con otra cosa. La música es como el aire, no hay nada en la vida, es la parte más importante dentro de mí”, expresó el también director de las orquestas Royal Sinfonía del Norte y Filarmónica de Niza, para quien cada ejecución es una búsqueda de la verdad.

Durante la charla telefónica, Rachlin señaló que Mozart no sólo es uno de los más grandes milagros de la composición, sino el autor de la música eterna. “Imaginemos que hizo todo eso sin luz, es difícil de pensarlo o de imaginar este tipo de vida para nosotros”

Y consideró que aunque su música siempre le ha parecido muy alegre, también tiene una dosis de melancolía. “Para mí siempre ha tenido mucha melancolía, detrás de cada una de sus notas llenas de alegría hay melancolía. Para mí Mozart es una experiencia fascinante y a la vez bastante loca”, expresó.

Aseguró que si bien Mozart y Johann S. Bach son dos de sus compositores favoritos, su cercanía a la ciudad de Viena, desde los tres años de edad, le despertaron una conexión especial con el compositor austriaco.

¿Qué opinión tiene de este festival mexicano dedicado a Mozart?, se le preguntó. “Pienso que México decidió hacerlo con una increíble visión, y aunque en música no existe algo mejor, pues no se trata de un deporte, es importante que éste se lleve a cabo con profesionalismo y emoción. En lo personal estoy muy emocionado porque es un proyecto fantástico en México para mostrar este repertorio a su gente”.

Acerca de su violín, el afamado intérprete explicó que fue construido en 1704, a principios de la edad de oro por Stradivarius. Tiempo después cayó en manos del maestro de conciertos Andreas Schneider, durante 40 años, posteriormente fue adquirido por una fundación privada de Viena, quien se lo presta para sus conciertos.

Preocupado por acercar la música a la infancia, el también director de orquesta aseguró que lo más importante durante el primer contacto con la música es generar emoción en el público, sin importar que no conozcan las cualidades técnicas de esta música.

“No se necesita de maestría técnica para disfrutar a Mozart, sólo comprar un boleto y experimentar la magia de su música. Estoy seguro que si un intérprete consigue arrancar alguna emoción por parte del público, ellos jamás olvidarán esa experiencia. No es necesario ser un profesional para disfrutar la música”.

Por último, Julian Rachlin reconoció que además de ser un gran apasionado por la música del compositor austriaco, su vida es un lugar lleno de pasiones, de pasión por el tenis y la cocina, incluso reconoció que hace tres meses trabajó como asistente de un afamado chef.

“En mi vida no he sido como Mozart, quien se sentaba 15 horas para componer o escribir algo, a mí también me gusta hacer otras cosas, como ir al cine, leer, salir, comer y celebrar porque la vida es muy corta y quiero vivirla al máximo. Soy un ser humano normal”.

El intérprete hizo sus estudios con Boris Kuschnir, quien lo introdujo a la tradición rusa del violín, en 1988 obtuvo el reconocimiento europeo como músico joven del año, y tocó en el Festival de Berlín bajo la batuta de Lorin Maazel. Poco después fue dirigido por Riccardo Muti, el solista más joven en participar con la Orquesta Filarmónica de Viena.

A principios de este siglo estrenó el Sexteto de Krzysztof Penderecki, junto al violonchelista Mstislav Rostropovich y del violista Yuri Bashmet; y entre los directores e intérpretes con quienes ha tocado se encuentran Zubin Mehta, Martha Argerich y Maxim Vengerov. Actualmente, su ejecución delConcierto para violín de Felix Mendelssohn gozan de reconocimiento mundial.

¿Dónde y cuándo?

Julian Rachlin se presentará el viernes 27 de marzo, a las 20 horas, en el Auditorio Silvestre Revueltas del Conservatorio Nacional de Música. Avenida Presidente Masaryk 582, Colonia Polanco.