Nesyerling Valera- Prensa SRCOJIF

Este sábado 13 de junio en el Teatro Omar Hurtado de Coro, la Orquesta Sinfónica Juvenil Regional de Falcón bajo la dirección de Jesús Oviedo Pulgar presentará en concierto la Décima Sinfonía del compositor ruso Dmitri Shostakovich y el poema sinfónico Santa Cruz de Pacairigua del músico venezolano y compositor, maestro Evencio Castellanos. La cita es a las 4:00 de la tarde.

El programa inicia con la Décima Sinfonía de Dmitri Shostakovich, compositor cuya historia versa sobre temas desafiantes y apasionantes que van mucho más allá de la música; es considerada una de sus composiciones más populares y profundamente simbólica, estrenada el 17 de diciembre de 1953 por la Orquesta Filarmónica Leningrado dirigida por Evgeny Mravinsky.

Para el joven falconiano Jesús Oviedo Pulgar, director invitado, “la vida y carrera del compositor Shostakóvich reflejan el ascenso y el fracaso del régimen comunista soviético, la mayor parte de su carrera la vivió bajo el estalinismo. Shostakóvich conocía personalmente a Stalin, quien le distinguía por su posición crítica. Stalin jugaba un extraño juego atacando al compositor en el periódico Pravda y, al mismo tiempo, cubriéndolo con premios. El hecho llevó a una comprensión errónea de la visión política de Shostakóvich. No solo fue el compositor más importante de cuartetos y sinfonías para cuerda entre los 1920 y los 1970, sino que también fue testigo de todo lo que pasaba en su patria”.

Al referirse a la décima sinfonía, Oviedo manifestó que la obra está estructurada en cuatro movimientos donde Shostakóvich repite la estructura de sus sinfonías Quinta y Séptima, lento, vivo, lento, vivo, “el primer movimiento es Moderato, de tintes oscuros con una progresión impresionante hasta un clímax profundamente emotivo; Allegro, a modo de scherzo con vientos, cuerdas, metales y percusión arrolladores; Allegretto, un movimiento de danza con melodías preciosas enfrentadas en su carácter emotivo, oscuridad frente a alegría, y referencias a Elmira antigua estudiante suya y un amor oculto; Andante – Allegro, lleno de alegres melodías y ritmo arrollador hasta un final impresionante en fuerza, ritmo, potencia y referencias políticas y personales. La  Décima Sinfonía resulta absolutamente arrolladora, emotiva y profunda”.

Asimismo, la Orquesta Sinfónica Juvenil de Falcón interpretará además la suite sinfónica Santa Cruz de Pacairigua del músico venezolano, destacado pianista, compositor y director de coros y orquesta Pablo Evencio de la Cruz Castellanos, escrita en el año 1954, como homenaje a la pequeña localidad de Guatire, tierra natal de Sojo.

La suite está concebida en tres partes que configuran un recorrido, tanto en el paisaje como en el carácter de sus habitantes. El Allegro inicial evoca la algarabía de la fiesta Patronal de San Pedro en honor a la Santa Cruz de Pacairigua, que comienza por una revelación de ritmos y danzas, bailando y cantando como acostumbraban sus ancestros africanos. Tras una insistente imitación transformadora de los ritmos autóctonos, las campanas entonan los sonidos de las cuerdas. El movimiento se resuelve en una especie de vals, bajo el dibujo de la canción Blando suspiro, del también discípulo de Sojo, Hernández de León. El tiempo central empieza de nuevo con los ritmos africanos, utilizando ciertos elementos de las fiestas de San Juan, de la Salve y de la procesión del Corpus, hasta terminar en un ambiente festivo, de tono y color especialmente nacionalista. En el allegro final, los autóctonos se retiran a bailar sobre el fuego, según sus ritos y todo converge en una especie de catarsis frenética donde se dan cita elementos religiosos y ritmos procedentes de culturas arcaicas.