Por Marianela Arocha, Presidenta de la Sociedad Venezolana de Música Contemporánea

El presente texto muestra una tentativa por recopilar las impresiones del I Encuentro Nacional de Compositores Venezolanos, una suerte de crónica cuyo único fin es el de compartir una experiencia naciente y sobre todo el buen sabor que me dejó la organización de este singular evento. Los compositores venezolanos tuvimos una semana para discutir propuestas, hallar coincidencias entre nosotros, en medio de la prestigiosa Sala José Félix Ribas del Teatro Teresa Carreño.  Entre 1 al 7 de Julio se celebró este 1er Encuentro, evento organizado por la Sociedad Venezolana de Música Contemporánea con el apoyo del Centro Nacional de la Música Vicente Emilio Sojo y la realización de un concierto para clausurar el encuentro con la destacada participación de la Orquesta Filarmónica Nacional bajo la batuta del Maestro Luis Morales Bance.

Dicha iniciativa surgió de un proyecto que viene desarrollando la directiva de la Sociedad Venezolana de Música Contemporánea donde se desea congregar esfuerzos para consagrar valores que necesitan de un apoyo real y consistente como es la producción, desarrollo y difusión de la música académica venezolana en beneficio de sus creadores.  El público asistente, conformado mayormente por jóvenes estudiantes de composición e intérpretes interesados en la música de su tiempo, me hizo pensar que la semilla sembrada para formar oídos hacia las nuevas sonoridades está rindiendo sus frutos, que aunque quizá las resonancias de lo nuevo no estén destinadas para el consumo masivo, siempre tendrá sus adeptos. Justamente, la música contemporánea se ha caracterizado por su resistencia a convertirse en artículo de consumo masivo, por no ser música fácil, por requerir profundidad y una disposición  hacia lo distinto, apreciar lo innovador, destacando la sorpresa en el terreno musical.

Nuevo espacio para los creadores

El I Encuentro Nacional de Compositores venezolanos permitió la apertura de un nuevo espacio para los compositores venezolanos, el cual ya era una necesidad histórica.  Allí se abrieron puertas para el diálogo constructivo, la interpretación de obras,  el compartir de ideas, proyectos, ambiciones, situaciones reales que viven los creadores en nuestro país y aportes en el devenir de conversaciones, propuestas, soluciones para la trayectoria, producción, promoción, realización artística y profesional del compositor de música académica en Venezuela.  Ello implica una enseñanza común y un ganar-ganar  para todos.

El Encuentro surgió como iniciativa conjunta con el Maestro José Antonio “Toñito” Naranjo y el  Centro Nacional de la Música Vicente Emilio Sojo quienes gustosamente  facilitaron  los espacios del Teatro Teresa Carreño.

Ideas y anécdotas de la Semana

Durante la semana se presentaron talleres de composición dictados por Maestros de trayectoria Nacional e Internacional quienes  brindaron conocimientos en la actualización de recursos y medios para la composición, importantes para la producción de nuevas ideas en la creación musical.

El Maestro Gerardo Geruleviwz  dictó el taller Medios y fines de la composición, planteando la interrogante del por qué y para qué componemos, dónde buscar salidas para los objetivos concretos dentro de las necesidades artísticas individuales. La respuesta la podemos tener nosotros mismos con ayuda del diálogo colectivo nos llenamos de ideas e incentivos que impregnan de mayor sentido  nuestra labor y carrera artística.

La Maestra Adina Izarra nos ofreció el taller: La Interactividad y el Instrumentista ampliado. Su discurso nos conduce a una nueva etapa de la interpretación de la música contemporánea donde los intérpretes son coautores, improvisadores y partícipes del proceso creativo, en la evolución y transformación del sonido mediante las nuevas tecnologías , el manejo de los recursos electrónicos en vivo, controlables por el mismo ejecutante.

Igualmente pudimos disfrutar del acercamiento con instrumentistas de reconocida trayectoria, quienes brindaron su experiencia y maestría en la interpretación de música contemporánea.

El percusionista Gustavo Olivar nos ofreció un paseo integral por las familias de los Instrumentos de Percusión Sinfónica, su escritura, su adecuada y correcta utilización, recursos actuales e implementos para lograr efectos como es la utilización de diferentes tipos de baquetas para cada grupo y  del arco; es un taller que se propone seguir dictando en los conservatorios.

Manuel Laufer, pianista invitado nos dio una panorámica  de los efectos y recursos  mas utilizados y propuestos por George Crumb en su obra “Makrokosmos” donde interviene al piano con objetos y recursos. El piano tiene infinidad de posibilidades en su estructura interna, potencialidades  sonoras remotas, irreconocibles que surgen del arpa del piano con utilización de elementos externos, de técnicas expandidas que son poco difundidas en nuestro entorno musical académico.

Se presentaron las siguientes ponencias de compositores participantes: Proyecto Germina.Cciones  dictada por Alirio Bastidas y Maria Bethania Hernández: Un interesante emprendimiento con una visión de un colectivo de artistas, compositores e intérpretes a nivel de Latinoamérica que van sembrando semillas en los diferentes países para enriquecer la cultura musical actual con la acción inmediata de la interpretación en vivo de las obras compuestas durante los talleres dictados por el Maestro Luca Belcastro, creador de tan magnífica plataforma cultural internacional.

Músico-Visualidad fue el titulo de la ponencia ofrecida por el Maestro Erin Vargas, quien manifiesta la  integración de las artes visuales con las musicales. Sus ideas son una fuente muy completa e interactiva de lo que puede surgir en un momento determinado, la conjunción de la producción del sonido con  el proceso visual, sus características cromáticas, de forma y movimiento. Vargas involucra de igual manera  el momento de improvisar ante un hecho visual dado o creado por nosotros mismos,  para dar paso a otra realidad infinita en sus posibilidades creativas.

Luego nos acercamos a la propuesta conceptual, Música para un instante de Carianna  Herrera, la cual consistió en una revisión desde muchos ángulos: el científico, el filosófico, el abstracto, el musical y creativo. Refirió el momento mínimo sonoro que  puede ser captado por el ser humano enmarcado en el contexto de una presentación pública. Para ello, tiene que estar el oyente presente para hacerse posible.

La SVMC como vehículo para consolidar la composición en Venezuela  y  la Composición en Venezuela ¿profesión en  peligro de extinción? Fueron las dos ponencias dictadas por el Dr. Emilio Mendoza: allí tuvimos ocasión de escuchar el planteamiento de los objetivos de la Sociedad Venezolana de Música Contemporánea  desde sus inicios con sus fundadores y figura  central Yannis Ioannidis quien motivó a los compositores de la época.  Mendoza expuso sobre los logros, dificultades y posibilidades que ofrece a los compositores como incentivo y medio que les permite una mayor expansión nacional e internacional.

La segunda ponencia abrió una polémica los obstáculos que ponen en peligro la profesión del compositor en Venezuela. Allí se desarrolló una discusión entre los participantes donde se percibe el desafío de los jóvenes por alcanzar nuevas metas con propuestas frescas y conseguir incentivos de donde se deduce que la composición en Venezuela tendrá vida y caminos por andar.

Luis Pérez Valero presentó su Apología y Petición: la Sociedad Internacional  para la Música contemporánea durante la guerra civil española (1936-1939). Allí el ponente destacó la importancia que tuvo el surgimiento de la Sociedad de Música Contemporánea en España como apertura a los compositores que se encontraban en el exilio: “una mirada panorámica  y crítica sobre los principales géneros,  estilos, compositores y escuelas a lo largo de  cuatro años de historia de la violencia en España y el duro drama de sobrevivir de los compositores”.

Leonardo Duerto, visitándonos desde Noruega, presentó su disertación sobre El Espectralismo musical.  Con gran solidez teórica describe detalladamente los aspectos de esta corriente estético musical  surgida en  Francia en los años 70, sus influencias y la  modalidad del Hiper-espectralismo como nueva búsqueda sonora.   “El punto de partida es el sonido, debemos estar conscientes que somos herederos de la idea del sonido como una necesidad única de expresión”, explica.

Luis Ernesto Gómez presenta una ponencia, titulada “Liderazgo aplicado a la Música”, donde plantea una temática muy actual y necesaria para nuestro entorno:  la posición del compositor ante la sociedad;  su capacidad como líder, como emprendedor, como crítico de una realidad, productor de sus propias presentaciones y posibilidades artísticas bajo la incitación de una actitud eficaz, la cual permite una postura proactiva y que actúa en la integración de las competencias para obtener mayores logros y alcances: “El compositor podría quitarse esa imagen romántica de la persona difícil, intolerante, conflictiva, dictatorial, que a su vez, le cuesta hacer equipo, y que de alguna manera parece pasearse en el imaginario del músico y del público, a la sazón del arquetipo de Beethoven iracundo, como si fuéramos genialmente intratables…. podría en su ejercicio de relacionarse ir cambiando esa imagen heredada… que hagamos lo propio para que seamos considerados como personas con las que de gusto trabajar con nosotros”[1].

Todas estas ponencias mostraron una altísima calidad donde se plantearon ideas de aperturas y acercamientos a diferentes procesos creativos, surgieron además planteamientos estéticos, se expusieron antecedentes históricos y la situación del compositor: su organización y posición dentro de la sociedad  venezolana. Se desarrollaron conversatorios con los compositores participantes, su obra, su estética en un constante devenir de ideas.

La SVMC rinde homenaje a los compositores Federico Ruiz y Alfredo Del Mónaco

Tuvimos el honor de homenajear y reconocer dos grandes figuras de nuestra música académica actual: los Maestros Federico Ruiz y Alfredo Del Mónaco, ambos fundadores de la Sociedad Venezolana de Música Contemporánea y forjadores de nuestra música actual tanto en el aspecto compositivo como en el docente, lo cual  constituyó un acto muy emotivo que puede servir de estímulo para  continuar por este hermoso camino de la creación musical. Ambos ofrecieron ponencias monográficas con su música y valiosa trayectoria durante el Encuentro.

Federico Ruiz expresó su alegría por haber recibido este homenaje como iniciativa de sus propios colegas y acotó que valora mucho que los compositores emergentes tengan la disposición de hacer un alto en el trabajo individual para organizar este tipo de eventos.  Alfredo Del Mónaco agradeció el reconocimiento muy emocionado y sorprendido por el acto que consideró muy noble de parte de la Organización del evento y directiva de la Sociedad Venezolana de Música Contemporánea.

Devenir de los creadores venezolanos en manos de la Orquesta Filarmónica Nacional

La Orquesta Filarmónica Nacional participó con gran altura  en el concierto de clausura bajo la batuta del experimentado Maestro Luis Morales Bance,  interpretando las  obras de los compositores venezolanos: Abacus Harmónicus para voz y ensamble instrumental de Leonardo Duerto, Aires del Oriente de Pablo Martin, Fuga con Calypso para orquesta de cuerdas de Edgar Lanz, El Amauta Mariátegui para narrador y orquesta de Luis Ernesto Gómez y Chacona de la Suite Sinfónica para el Apocalipsis de David Pedroza.  Se destacaron como invitados la soprano Zaira Castro realizando una exquisita interpretación de la obra de Duerto y el narrador Isrrael Sotillo con su potente voz que hace temblar a la tierra.

Fue una semana intensa donde todos aprendimos de sustanciales enseñanzas, de las experiencias que  transmitieron los Maestros, donde se  escucharon ideas estéticas, conceptos, realidades de la historia contemporánea de la música en Venezuela.  Durante la semana se intercambiaron visiones, trabajos consolidados junto con proyectos que están surgiendo, audiciones de  obras con una senda transitada y  años de creación así como estrenos en vivo. Se abrió la posibilidad de un diálogo de profesores  con alumnos, de jóvenes compositores con Maestros, un compartir con los intérpretes que brindaron su experiencia y vivencias dentro de la música contemporánea. Se vivió una realidad integral con inquietudes  y emociones compartidas, una búsqueda en los distintos aspectos de la composición  y una apertura hacia otras posibilidades muy bien sustentadas y planteadas enriquecidas por los comentarios de los participantes de manera conjunta expresando las necesidades que implica el acto de componer, poder vivir para la composición y sustentarse de la composición de una manera pura, desinteresada, absolutamente entregada con muchas inquietudes y motivaciones. Pudimos saborear el gusto de una nueva música creada recientemente por jóvenes compositores de distintos procederes estéticos, con diferentes planteamientos, propuestas y nuevos conceptos donde se comprueba que existe un público interesado en la música académica actual venezolana,   admiradores que pueden palpar, vivir y disfrutar las  nuevas tendencias con un toque de desconcierto y curiosidad pero con gran sensibilidad.

Seguir sembrando el asombro por lo nuevo

Tenemos toda la intención que el Encuentro de compositores Venezolanos se pueda mantener anualmente, por lo que esperamos consolidarlo, perfeccionarlo para seguirlo brindando a las nuevas generaciones,  y por ende, sembrándole nuevas posibilidades y  aspectos formadores de base para una plataforma y estructura cultural que pueda ofrecer mayor demanda, interés, beneficios y oportunidades de expresión a los compositores venezolanos.

En Venezuela se han realizado grandes proyectos musicales,  las Orquestas Sinfónicas Nacionales  están involucradas con la incorporación de nuestra música, somos mas conscientes de una realidad que hay que defender y por la cual hay que mantenerse en plena actividad, contamos con un Sistema de Orquestas Juveniles e Infantiles de Venezuela que han permitido que nuestros músicos y jóvenes talentos puedan ser conocidos a nivel mundial, tenemos esa extraordinaria posibilidad de engranar la formación de la música profesional con una gran dosis de creación, de estímulo y entusiasmo por un grupo emergente que busca la mas alta  y profunda realización del ser como son los compositores. El legado musical se constituye dando a conocer las obras, en la interpretación, grabación, edición y publicación, sólo de esa manera se preserva y trasciende al hecho histórico cultural con el pasar de los años y el  devenir del tiempo.


[1] Articulo “El Liderazgo del creador musical” publicado en VenezuelaSinfonica: https://www.venezuelasinfonica.com/colaboradores/el-liderazgo-del-creador-musical