El maestro venezolano del piano y la coreógrafa estadounidense colaboraron artísticamente para llevar a escena este performance de danza contemporánea, teatro y música en vivo.

El pianista venezolano Pedro Manuel Toro y la coreógrafa estadounidense Donna Eshelman estrecharon lazos y se pusieron manos a la obra para estrenar States Of Mind, un exitoso espectáculo que combina danza contemporánea, teatro y música en vivo para contar la historia de relevantes figuras femeninas de la cultura occidental. Este fin de semana serán las dos últimas funciones de esta dramática propuesta en 92nd Street Playhouse, en Los Ángeles, Estados Unidos. 

La lista de artistas que participan en el espectáculo incluyen a otra venezolana, la flautista Ana Paola Rincones, junto a la soprano Monika Beal, los bailarines Cynara Woolner, Alex Roy, Isabel van Zijl, Lauren Urie, Aileen Hui y Helena Kennison. Las actuaciones histriónicas corren por cuenta de Alina Bolshakova, MJ García, Ali Cesur, Jolie Oliver y Karen George como extra. Además, la actriz Mali Monae y su amiga Haven, de 6 años de edad se encargan de la narración. Eshelman participará como actriz en una de las obras y Toro interpretará al piano la selección musical del programa.

De acuerdo con el músico caraqueño, States Of Mind es una colaboración artística entre la coreógrafa Donna Eshelman y él, que recrea momentos cumbres de diversos personajes femeninos provenientes de la literatura, la historia o de leyendas, como Mignon, Gretchen, Undine, Edith Piaf, entre otras. 

Toro, que funge como director musical de esta producción, señaló que las historias de estas figuras femeninas se cuentan mediante composiciones musicales escritas por creadores como Phillip Glass, Rober Schumann, Franz Schubert, Carl Reinecke, Francis Poulenc, Arvo Part y John Cage. 

El maestro Pedro Manuel Toro ha pasado un largo tiempo en Estados Unidos estudiando o trabajando en varios proyectos musicales y celebra este nuevo logro junto a la coreógrafa estadounidense. 

 «Para mí ha sido una experiencia maravillosa coordinar este evento junto a Donna Eshelman. El concepto del espectáculo surgió de nuestro mutuo interés en organizar un performance que incluyese música, danza y actuación, una temática interesante y una propuesta estética osada. Desde mayo de 2019, hemos trabajado en todos los detalles de producción incluyendo: el diseño de cada una de las piezas del programa, el trabajo con los artistas, el asesoramiento técnico por parte de un staff de primera línea, la adecuación de un espacio que fue adaptado a nuestros requerimientos, el vestuario, el set, la promoción del evento, y mucho más. Todo esto con la intención de presentar a un público exigente un espectáculo de calidad y altamente recomendable», contó. 

LOS CEREBROS

Eshelman es una coreógrafa radicada en Los Ángeles, California. Entre sus más recientes obras destacan: The Woodsman, Vieux Carré, Slaughter City, Blackbird, The Two Kids That Blow Shit Up, The Brief But Spectacular Life of Boonsom Phalat, escrita y dirigida por Henry Ong; She’s Not There, escrita y dirigida por Ali Maclean (ganadora como Mejor Producción en SheLA Arts Festival), y su original coreografía Mignon, con música de Robert Schumann.

Toro es un músico, educador y arreglista venezolano que se ha presentado como solista, músico de cámara, y pianista de ópera, teatro, ballet y danza en Venezuela, Alemania, España y los Estados Unidos de América. Ha realizado estudios en la Escuela de Psicología de la UCAB y en el Conservatorio Nacional de Música Juan José Landaeta, en Caracas. Continuó su formación musical en el Centro Universale of Bel Canto (CUBEC), en Modena, Italia, y en el prestigioso Centre de Perfeccionament Plácido Domingo en Valencia, España, y obtuvo un Artist Certificate y una Maestría en Collaborative Piano en Azusa Pacific University, California.

El año pasado, Pedro Manuel Toro se convirtió en pianista acompañante de la Windsong Southland Chorale, una agrupación fundada en 1994 por la organista y directora Janet Harms, que reúne a cantantes provenientes de distintas localidades de California, para interpretar obras maestras del repertorio coral.