El evento producido por los flautistas Ruth Pereira Medina y Néstor Álvarez contará con conciertos donde se realizarán estrenos mundiales de compositores de Venezuela, Chile y México

Prensa FFMCG

Conscientes de su rol como artistas y educadores, con la filosofía de compartir sus conocimientos con las nuevas generaciones y de promover la música contemporánea, los flautistas venezolanos Ruth Pereira Medina y Néstor Álvarez, se enorgullecen en producir el Festival de Flautas y Música de Cámara que se celebrará en varias localidades de la ciudad de Guayaquil, Ecuador, desde el 30 de julio y hasta el 4 de agosto de este año. Ambos invitan a los flautistas e instrumentistas de todos los niveles de Ecuador, Venezuela y en general de Latinoamérica a participar en el evento que tendrá como sede principal al Colegio Francia y el cual sueñan con llevar a su país natal. Este festival es inédito en Latinoamérica, ya que las artes se entrelazarán a lo largo de los conciertos, en los cuales tanto maestros, como músicos invitados y los alumnos serán intérpretes de estrenos mundiales escritos por compositores del hemisferio. La arquitectura, la danza, el arte plástico, instrumentos de cuerda y de viento formarán parte de la armonía y los efectos creados por obras de Elvis Suárez (Venezuela), Omar Rojas (México) y Sergio Núñez (Chile), dándole vital importancia a la música contemporánea.

“Las actividades colectivas incluyen clases tanto de flauta transversa como de flautín, mental training donde se hablará de técnicas utilizadas por deportistas de alto rendimiento y además de todo ello, el festival también invita a instrumentistas quienes formen parte de un grupo donde al menos haya un flautista a participar, ya que las clases de música de cámara también tendrán un protagonismo importante dentro del marco de ese proyecto”, explicó Ruth Pereira quien es magíster en flauta transversa y piccolo, miembro auxiliar de las orquestas Dresdner Philharmonie y Vogtland Philharmonie.

El compositor Elvis Joan Suárez, quien además es artista plástico, detalló que su obra Delta Pyramidal “fue encargada por el Festival de Flautas y Música de Cámara de Guayaquil para su estreno mundial con el flautista Néstor Álvarez, es una obra performance que debe interpretarse con una pirámide de metal y aluminio  construida a través de la medidas del Modulor de Le Corbusier, (2,26 Mts) y el “Arqueómetro” de Saint-Yves d´Alveydre,  el cuarteto de cuerdas debe colocarse en cada punta de la base de la  Pirámide, los violines adelante,  viola y Violonchelo atrás, el flautista de manera libre por el escenario, para penetrar en la pirámide y tocar los tubos sonoros de manera aleatoria”.


“El ganador del concurso de Música Barroca hará un concierto final con la orquesta. Así como también días anteriores al mismo, lo ganadores de los concursos de música contemporánea y extractos de orquesta, serán nuestras estrellas de la velada musical”, destacó Néstor Álvarez, licenciado en musicología e interpretación, flautista auxiliar de la Mannheimer Philharmoniker. “Deseamos hacer un llamado a los flautistas, en especial a los de Ecuador, Venezuela y Latinoamérica a participar en este encuentro donde la música, las artes, el compartir y la retroalimentación estarán en primer plano”, agregó Nestor Álvarez.


Durante todo el festival se desarrollarán clases grupales donde se abordarán temas desde la interpretación del flautista como solista, en música de cámara y en la orquesta, pasando por el cuidado y mantenimiento del instrumento hasta la preparación mental del músico (técnicas utilizadas por deportistas de alto rendimiento), además de otras actividades didácticas. Se realizarán varios conciertos cuyo acceso será totalmente gratuito y tendrán lugar en diferentes puntos de Guayaquil.

Néstor Álvarez destacó la colaboración del Colegio Francia en Guayaquil, la Universidad Yacambú en Barquisimeto (Venezuela), la Haute École des Arts du Rhin en Estrasburgo (Francia) y Yehudi Menuhin Live Music now en Dresden (Alemania): “todos ellos han confiado en nuestras ideas y nos han dado una mano para llevarlo a cabo, un sueño hecho realidad, del cual tenemos grandes expectativas, ya que nuestra misión como ciudadanos del universo es sembrar cultura y hacer música en cada rincón del mundo, en especial en nuestra madre Latinoamérica”.