Músicos de Alto Rendimiento

Músicos de Alto Rendimiento

La música es una de las profesiones que requiere el inicio de su estudio desde muy temprana edad, justo cuando están en desarrollo las habilidades psicomotoras, posturales, sensoriales, cognitivas, socioemocionales y expresivas, así como la anatomía de músculos- articulaciones esta en crecimiento y constante cambio, todo en conjunto con el aprendizaje musical.

Niños músicos

Todas estas habilidades no son más que respuestas corporales organizadas a los estímulos que recibe cada individuo de los espacios y actividades en los que se desenvuelve. Para que el desarrollo de estas sea óptimo, deben ser estimuladas, tomando en cuenta en el caso de los niños músicos: su motricidad (en especial la motricidad fina), relaciones espaciales, ritmo, relaciones temporales, esquema y expresión corporal unidos con el inicio de las particularidades técnicas del instrumento que son aspectos clave para el trabajo musical y corporal.

Un aspecto importante que puede facilitar el proceso de enseñanza de la ejecución de un instrumento en los niños es considerar el conocimiento del cuerpo en relación al instrumento por ejemplo la conciencia en el niño de su lateralidad (derecha e izquierda), la relajación, control de la postura, y desde edades tempranas incentivarlos a la preparación corporal  ante la practica instrumental.

La postura es un elemento sumamente importante a cuidar en la ejecución del instrumento y primordialmente en los jóvenes estudiantes, no solo porque el cuidado postural es un aliado de la práctica y dominio del instrumento de acuerdo a su técnica, sino que también este aspecto esta en plena formación y desarrollo. Es justo en este momento en el que se puede fomentar una postura adecuada evitando la adquisición de hábitos posturales nocivos (posturas inadecuadas, condiciones ergonómicas poco aptas para la práctica y esfuerzo repetitivo) no solo para la vida diaria sino que también se hacen evidentes en la calidad de la ejecución, previniendo lesiones, dolencias y errores técnicos.

En el largo camino de la profesionalización y especialización musical instrumental es importantísimo considerar el hecho de la cantidad de horas de práctica, de la inminente repetitividad en posturas que van en contra de la naturaleza anatómica y esa adaptación que debe darse entre el cuerpo y el instrumento siendo esto parte de lo riesgos ocupacionales del músico. En este caso los niños quienes realizan esta actividad son mas vulnerables a las consecuencias de estas características típicas del estudio,  puesto que toda su corporalidad esta en pleno proceso de cambio al mismo tiempo que su especialización instrumental, por lo que se hace necesario brindarle herramientas que no solo le permitan la prevención de padecer lesiones a largo plazo, sino también prepararse física y mentalmente para la ejecución de su instrumento; incluyendo sus necesidades técnicas, interpretativas, psicomotoras, expresivas, posturales y de relajación

Los padres y maestros de un Niño Músico deben tener en cuenta que desde esta edad, el no sólo esta iniciando una carrera profesional, sino que también la exigencia técnica se da a la par de sus necesidades corporales, conocimiento musical y desarrollo mental-emocional.

Desde el inicio de la práctica instrumental debe existir la conciencia de la preparación corporal adaptada especialmente a la edad del pequeño músico así como de la recuperación que debe darse al final de la ejecución.

Para que los Niños sean también Músicos de Alto Rendimiento es realizar rutinas cortas de ejercicios aplicados como un juego, antes y después de las sesiones de clases de su instrumento.

Otra excelente ayuda es realizar un masaje luego de tocar o salir de la clase, esto no solo aliviará su espalda, brazos y manos cansadas por la repetitividad de la actividad musical sino que además es una gran herramienta en el establecimiento de fuertes vínculos entre padres e hijos, facilita la relajación, mejora el rendimiento y de seguro es una motivación para hacerlo bien tanto dentro de la clase como en horas de estudio.

Ser un Músico de Alto Rendimiento requiere de un largo estudio que suele comenzar desde la niñez por lo que es importante cuidar la salud, concientizar y prevenir lesiones, con la finalidad de convertir a estos jóvenes estudiantes en exitosos músicos del futuro…

Fátima Fernández
Terapeuta ocupacional especializada en músicos
“Entrenando Músicos de Alto Rendimiento” musicosdealtorendimiento@gmail.com
Teléfono:04163470815