Vía: sinfonicadevenezuela.com/Evelyn Navas Abdulkadir, Prensa OSV.

La Orquesta Sinfónica de Venezuela arriba a sus 85 años de actividad ininterrumpida. Precursora en el movimiento sinfónico nacional, producto de la ardua labor de músicos que trabajan activamente para elevarla al sitial de honor que ocupa hoy como La Pionera.Generación Protagonista es un espacio para que todos puedan conocer la vida y obra de quienes accionan con dedicación, absoluta entrega y mucha pasión en pro de ofrecer la mayor calidad artística a nuestra institución. En esta oportunidad, honrado a las madres durante el mes de mayo, presentamos la historia de María Carolina Redondo Alfonzo, quien combina equilibradamente sus dos grandes pasiones: la familia y la música, agradeciendo a Dios por cada día y cada oportunidad para ser mejor persona e inspirar a otros a serlo.

Esta caraqueña conoció de música y de artes desde el seno del hogar, a través de sus padres que les inculcaban el amor por todas las Bellas Artes. María Carolina Redondo Alfonzo se apasionó por la música desde pequeña y comenzó a estudiar a muy corta edad, cursando estudios de solfeo, armonía, contrapunto, fuga, piano complementario, historia de la música y estética en el Conservatorio Nacional de Música Juan José Landaeta.

La percusión la enamoró y fue así como realiza estudios con el Profesor Abelardo Mato, quien era Timpanista Solista en aquel tiempo de nuestra institución, un gran maestro que formó generaciones de músicos venezolanos. Luego continúa estudiando percusión afrovenezolana en la Fundación Bigott con el Profesor Alexander Livinalli. María Carolia Redondo ha participado en diferentes grupos de cámara de percusión como Ensamble Caracas, Ensamble Abelardo Mato, Ensamble de la Orquesta Sinfónica Municipal de Caracas y Ensamble Orquesta Sinfónica de Venezuela. Desde 1989 forma parte de la fila de percusión de la Orquesta Sinfónica de Venezuela, cargo que desempeña el sol de hoy.

Actualmente está comprometida con su papel como madre, educadora y músico. En su tiempo libre, comenta que cocina, lee libros de crecimiento espiritual, hace manualidades, y aprovecha de ver películas con sus hijos y familiares desde la comodidad del hogar. Mientras sigue amasando sueños como músico y como persona: “Seguir dando lo mejor de mí en todo momento y todo lugar a lo largo de la vida”.

Prensa OSV: ¿Qué sintió por primera vez con respecto a la OSV?

MCRA: “Muchas emociones y sentimientos se mezclaron en mí. Cuando me vi frente al atril junto a todos esos profesores y maestros de quiénes he aprendido y sigo aprendiendo como ser humano y como músico. Mucho nerviosismo y temor de no poder hacer un buen trabajo en ese instante y a la vez feliz por la oportunidad que Dios me daba en ese momento. Siempre estaré agradecida con mi maestro Abelardo Matos por creer en mí y confiar en que lograría hacerlo bien”.

Prensa OSV: ¿Cuándo te enteraste de que habías ingresado a las filas de la OSV, ¿qué sentiste y/o pensaste? qué dijeron familiares y amigos? ¿Cómo fuiste recibido? 

MCRA: “Antes de ingresar como percusionista fila a la Orquesta estuve un buen tiempo tocando como extra fijo, por lo que mi entrada a la fila fue casi una formalidad. Igual, me sentí muy emocionada cuando me confirmaron que había ingresado a La Sinfónica. Por supuesto, mi emoción venía acompañada con la emoción de mis padres y familiares por ese logro”.

Prensa OSV: ¿Qué significa ser miembro de la OSV? Sobre todo en este 85 aniversario

MCRA: “Para mí, formar parte de la Orquesta Sinfónica de Venezuela como percusionista, significó un sueño hecho realidad a base de mucho esfuerzo, dedicación y pasión. Dios me permitió alcanzarlo”.

Prensa OSV: ¿Qué relevancia tiene el aspecto docente para la orquesta y para la cultura musical de Venezuela?

MCRA: “Por ser la primera institución sinfónica de nuestro país, la OSV es reconocida como la madre de todas las demás y como buena madre ha sido la forjadora de maestros que fueron, son y seguirán siendo los formadores y educadores de los nuevos talentos musicales”.

Prensa OSV: ¿Qué le motiva a seguir evolucionando?

MCRA: “Mi motivo es seguir creciendo como mejor ser humano, músico y también mejor venezolana”.

Prensa OSV:   ¿hay algún concierto que le haya marcado emotivamente? por qué

MCRA: “Para mi cada concierto es muy especial. Unos más difíciles que otros. Unos más enriquecedores que otros,  pero hay uno en especial que recordaré toda mi vida: mi primer concierto que toqué como extra en la Orquesta Sinfónica de Venezuela. Lo recuerdo como si fuera ayer”.

Prensa OSV: como músico ¿cuál es el recuerdo que atesora especialmente?

MCRA: “Son muchos los momentos que atesoro en mi corazón. Como músico: la emoción de haber hecho realidad mi sueño. Soy testigo todos los días en mi vida de esta realidad”.

5_03