Vía: davidperalta.es/  Por

Seguramente después de leer este artículo, se te ocurrirán muchas más razones por las que deberíamos enseñar a usar las redes sociales en los conservatorios.

También en las universidades de música.

No sólo a nuestros alumnos.

Sino también a sus profesores, junta directiva y responsables académicos.

Las redes sociales no son un medio necesario para los músicos a la hora de desarrollar su talento desde que comienzan su carrera musical.

Al menos no de manera directa.

Pero sí son poderosas herramientas de comunicación y networking.

La sociedad ha cambiado.

Por eso los músicos debemos buscar nuevos puentes de unión con ella para así seguir beneficiándola gracias a un sector musical fuerte y comprometido con esta.

¿Qué mejor lugar para cambiar esta mentalidad que empezar a enseñar a usar las redes sociales en los conservatorios?

Por tercer año consecutivo, participo en el programa DOK del Conservatorio de Amsterdam, en el que enseño a los alumnos del centro a usar Internet y las redes sociales como herramientas de promoción, comunicación y networking.

Este año he preparado 4 talleres sobre redes sociales, donde Twitter tiene un papel muy importante como herramienta de Networking.

La última sesión será un debate sobre el uso de estos canales en el mundo de la música a través de Twitter, donde espero poder charlar contigo y donde podrás interactuar con los alumnos de estos cursos.

Si quieres participar puedes hacerlo siguiendo el hashtag #CvABranding.

El idioma usado será el inglés.

Yo estaré online entre las 18 y las 21 CET (entre las 17 y las 20 horas GMT).

Problemática inicial 

El primer problema que encontramos habitualmente en un conservatorio, es la falta de apoyo interno para acercarse a las redes sociales como herramienta educativa e integradora dentro de la organización.

No por el hecho de no querer enseñar a usar las redes sociales en los conservatorios, sino más bien pordesconocimiento de su potencial.

Como sabes, además de profesor del master de orquesta del Conservatorio de Amsterdam, soy el responsable desde agosto del 2015 de la estrategia del mismo en redes sociales.

Desde mi trabajo de desarrollo estratégico en estos canales en un conservatorio considerado el octavo mejor del mundo, he tenido la oportunidad de realizar un trabajo de concienciación sobre la importancia de la comunicación 2.0  para una instituciónreferente en la educación musical a nivel internacional.

Algo sólo posible gracias al interés y el espacio creado para ello por la propia directiva del centro.

Premisa fundamental para el cambio en cualquier institución, y especialmente si hablamos de un conservatorio.

Así pues, una directiva con visión de futuro, inspirará a un profesorado que debe integrarse en la cultura en redes sociales de sus alumnos y la propia sociedad.

O al menos ayudar en ese desarrollo.

Y unos alumnos que perciben este proceso de cambio, son los mejores embajadores para cualquier institución educativa musical.

¿Por qué enseñar a usar las redes sociales en los conservatorios a los alumnos?

Formando a nuestros alumnos de música en el uso profesional de las redes sociales, estamos dándoles unasherramientas poderosas y asequibles para promocionar sus carreras musicales.

Además, el conservatorio se convierte en su guía también en el cada vez más importante mundo digital, manteniéndose como referente dentro de su comunidad de alumnos.

Por otro lado, el conservatorio está colaborando de manera activa e implicándose en el proceso de formación de una importante comunidad interna que puede ser una gran plataforma de difusión para el propio conservatorio.

Una situación donde todos salen ganando sin duda.

¿Por qué enseñar a usar las redes sociales al profesorado y su directiva?

La principal razón es sin duda para mantener la conexión con la evolución que la propia sociedad está experimentando con estos canales.

Un conservatorio puede convertirse en referente social de calidad y excelencia musical asequible para todos los públicos.

Y sus profesores y directiva son sus embajadores institucionales más importantes.

En muchos casos son además referentes dentro de su sector y con una gran capacidad de influencia social y política.

En este caso la aportación de los profesores y la directiva a la imagen externa de la institución a través de las redes sociales, es fundamental y puede marcar una gran diferencia con el resto de conservatorios.

Además, recorta la distancia que pueda existir en este campo entre el alumnado y los responsables de su formación musical, pudiéndose convertirse en este hecho en un punto de acercamiento y horizontalidad imprescindible en la sociedad actual.

Conclusión

Enseñar a usar las redes sociales en los conservatorios a los alumnos, profesores y a su directiva, es algo que debemos empezar a hacer de manera estructural.

La comunicación interna y externa de los conservatorios puede mejorar drásticamente con el uso consciente y profesional de estos canales.

Antes de aventurarse en las redes sociales, hay que hacer un trabajo muy interesante de autoconocimiento.

Metas, medios, plazos, objetivos…

Pero sobre todo escuchar.

A la sociedad, pero también a los alumnos, profesores y directiva.

En este proceso, muchos aspectos de nuestra organización pueden mejorar de manera sustancial.

Y no menos importante.

Estamos facilitando a nuestros alumnos una forma más de promocionarse y conectar con una sociedad que ha ido poco a poco dando la espalda a la música clásica.

En otras palabras.

Estamos dando a nuestros futuros músicos todas las herramientas y la formación necesaria para situar de nuevo a la música clásica de donde nunca debió moverse.

El centro de la sociedad.

¿Charlamos sobre ello en Twitter el próximo 22 de marzo a través de Twitter en el debate #CvAbranding?