Escrito por Prensa FundaMusical Bolívar

En la dirección de la Orquesta Sinfónica Juvenil “Teresa Carreño” de Venezuela,  Jesús Morín y Raúl Aquiles Delgado podrán a prueba su talento con importantes composiciones de Brahms, Weber y Tchaikovsky

La búsqueda de la propia identidad en medio de los drásticos cambios impuestos por la industrialización marcaron definitivamente las modulaciones tonales de la música clásica del siglo XIX. El racionalismo es una característica en las obras de muchos de los compositores de esta época, que forman parte del programa que inicia este domingo del Centro de Acción Social por la Música, ubicado en Quebrada Honda.

Raúl Delgado

Raúl Delgado

Jesús Morín

Jesús Morín

A las 11:00 am se abrirá la sala Simón Bolívar para recibir a los primeros participantes del Festival de Jóvenes Directores, que este fin de semana inicia con Jesús Morín y Raúl Alquiles Delgado al frente de la Orquesta Sinfónica Juvenil “Teresa Carreño” de Venezuela.

En esta oportunidad ofrecerán un programa lleno de contrastes que incluye la Obertura Trágica en Re Menor de Johannes Brahms; el Concierto No. 1 para Clarinete y Orquesta en Fa Menor de Carl María von Weber; en cuya ejecución participará el pianista Daniel Suárez; y la Sinfonía No. 2 “Pequeña Rusia” en Do Menor de P.I. Tchaikovsky.

Como una marcha enigmática ha sido catalogada la Obertura Trágica en Re Menor de Brahms. El director encargado de llevar a la orquesta a través de sus matices, Jesús Morín, está consciente de que esta es una propuesta mucho más personalizada y estructurada que laObertura del Festival Académico, “que equívocamente intentó ser interpretada de forma literaria”, indicó Morín.

En el caso de la obra de Carl María von Weber la interpretación requiere destacar los instrumentos de viento, ya que fue concebida para ser tocada y cantada a la vez.

Por su parte, Raúl Alquiles Delgado tiene la responsabilidad de recrear la atmósfera de la Segunda Sinfonía de Tchaikovsky, compuesta entre los años 1872 y 1880, y que hace uso de los tres temas del folklore de Ucrania, conocido como “Pequeña Rusia”. El director considera una ventaja que la obra haya sido cambiada tantas veces por su propio autor. “Sin embargo, será una propuesta muy ajustada a las sonoridades más características del nacionalismo europeo”, comentó Delgado.

Cabe destacar que Jesús Morín es coordinador general de El Sistema de Orquestas y Coros del Estado Guárico, responsabilidades desde las cuales ha generado importantes logros, al reforzar núcleos existentes e impulsar la apertura de otros, siempre con una orientación de impacto positivo socio-cultural en la región. Actualmente es uno de los líderes nacionales del Proyecto Alma Llanera.

Por su parte, Raúl Aquiles Delgado se desempeña como Director Musical de la Orquesta Sinfónica Juvenil de San Antonio de los Altos. Asimismo ha sido invitado a dirigir: la Sinfónica Juvenil de Caracas, la Orquesta Nacional de Flautas, la  Sinfónica del Estado Guárico, la Sinfónica del Estado Miranda, la Sinfónica Regional Infantil de Los Altos Mirandinos, la Regional Juvenil de Trujillo, y la Regional Juvenil de Nueva Esparta.  Y en este ámbito de su desarrollo como director, recientemente se desempeñó como asistente al frente de la Sinfónica Juvenil “Teresa Carreño” de Venezuela.

Este Festival de Jóvenes Directores constituye una nueva plataforma de proyección para los músicos de El Sistema Nacional de Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles de Venezuela, perteneciente a la Fundación Musical Simón Bolívar, adscrita al Ministerio del Poder Popular para el Despacho de la Presidencia y Seguimiento de la Gestión de Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela, que sigue innovando en sus 38 años de existencia para cumplir con su lema: “los niños y jóvenes venezolanos triunfan con la música”.