Bolívar Soloists se forma en Londres en el año 2003 y realiza su primer concierto en el ”Bolívar Hall“ de la embajada de Venezuela en Londres. El ensamble, que tiene como eje artístico la música de cámara latinoamericana, interpreta un repertorio que está lleno de ritmos exóticos y formas musicales originales que reflejan la mezcla de razas y culturas presente en Latinoamérica. Este repertorio pone en relieve la fantástica fuente de material encontrada en la música popular latinoamericana.

Este material, tratado con técnicas de composición clásicas, abre las puertas a una nueva dimensión musical que une las tradiciones europeas y latinoamericanas en la búsqueda de una música que se acerca al público y permite a los artistas a expresarse en un lenguaje afín.

El prestigioso sello disquero Deutsche Grammophon eligió al Ensamble Bolívar Soloists para acompañar al destacado tenor mexicano Rolando Villazón en la producción discográfica ¡México! donde canta sus versiones de los clásicos de la música mexicana.

Fuga a las Américas

La conmoción creada por las guerras en la Europa de principios del siglo XX causó la fuga de muchas personas, que buscaron refugio en las Américas. Si bien muchas de éstas personas dejaron atrás  todos sus bienes materiales, llevaron consigo un bagaje cultural que significó para el nuevo continente una nueva ola de mezclas. La fuga, que provocó esta gran migración, ha sido en cierto modo la causante del establecimiento de una escuela de composición que podríamos denominar “nacionalista” que se ha extendido a lo largo del continente.

Fuga a las Américas

Fuga a las Américas

Un ejemplo de este fenómeno es Astor Piazzolla, de padres italianos, quien se adentró en la música por el camino del tango argentino y viajó a Europa para aprender composición clásica.  Su versión del tango con influencias de la música clásica y el jazz marcó un hito en la historia de este género y lo convirtió en uno de los artistas argentinos con mayor renombre a nivel mundial.Así como Piazzolla hay un sinnúmero de compositores que usan la música popular de las Américas como fuente de inspiración para la creación de obras clásicas. Tal es el caso de Aldemaro Romero, quien tomó material de la música tradicional venezolana para la composición de obras sinfónicas, o Radamés Gnattali, hijo de inmigrantes italianos, quien usó la música popular brasileña para crear más de 500 piezas con las más variadas instrumentaciones.

Efraín Oscher, flautista de Bolívar Soloists  es descendiente de inmigrantes judíos que en los años treinta se refugiaron en Uruguay escapando de la turbulenta Europa. Residenciado en el viejo continente desde el año 2000, Efraín se ha dedicado a la composición de piezas de cámara y orquestales basadas en las formas folclóricas de las Américas, utilizando técnicas de composición tradicionales y modernas.

Fuga a las Américas es un programa donde convergen obras que reflejan la fuerza de las tradiciones musicales del nuevo continente así como la larga tradición de la música clásica europea. El programa se enmarca  así entre la Fuga y Misterio  de Piazzolla y la Fuga con Pajarillo de Romero, quienes usaron la técnica de composición, llevada a la excelencia por Bach, para componer obras basadas en la música tradicional de sus países.

Fuga a la Américas

Fuga a la Américas

El disco se puede adquirir completo a través de Itunes o Amazon.com a un costo de 8,99 euros. O individualmente cada pieza, al costo de 0.99 euros

Suite Maria de Buenos Aires
Ástor Piazzolla (Argentina, 1921-1992)
arr. Efraín Oscher
Fuga y Misterio
Tema de María
Allegro Tangabile

Estos tres tangos de Ástor Piazzolla forman parte de su única ópera “María de Buenos Aires. La obra tiene una fuerte presencia surrealista, aunque el hilo conductor siempre sigue la vida y muerte de María de Buenos Aires. Abundan estereotipos y típicos personajes porteños1, así como cotidianas escenas de los bajos fondos de la capital argentina. Tema de María representa la primera aparición de María en la ópera, que luego continúa con una lúgubre representación de los arrabales de Buenos Aires. Allegro Tangabile es una pequeña “sinfonía de marionetas”, que tiene lugar en el caos y el ajetreo de la ciudad. Fuga y Misterio es una de las más afamadas composiciones de Piazzolla en la cual hace muestra de su refinado arte contrapuntístico.

Cuatro Piezas Venezolanas
Efraín Oscher (Uruguay, *1974) Almarama
El Jardín de María Rosa Lago
Piloteando

Esta Suite está compuesta de piezas escritas en un período de diez años por Efraín Oscher, quien las recopiló y arregló para Bolívar Soloists. Alma- rama, basada en la danza zuliana, está dedicada a su hermano Liber Oscher. El Jardín de María Rosa, compuesta en el 2003 en Londres, es un meren- gue venezolano dedicado a Mary Rose Rogers quien apoyó mucho a Efraín durante sus estudios. En Lago se usa el ritmo de gaita de tambora y está basada en bosquejos de una pieza inconclusa escrita en 1994. Piloteando (2004) usa el joropo³ venezolano como ritmo base y está dedicada a Dagmar Haldenwanger, piloto alemana amiga del compositor.

Suite cubana
arr. Efraín Oscher
La Comparsa
Ernesto Lecuona (Cuba, 1895-1963)
Mambo Influenciado
Chucho Valdés (Cuba, *1941)
Capullito de Alelí
Rafael Hernández (Puerto Rico, 1892-1965)

Esta Suite está compuesta por tres obras en las que encontramos los ritmos más representativos de la música cubana: danzón, mambo y son. En los arreglos se quiere conservar la esencia popular de estas canciones manteniendo sus melodías y ritmos originales, a la vez que se le imprime un carácter más clásico al omitir la percusión y al
hacer uso de elementos contrapuntísticos típicos de la música clásica europea.

Fuga con Pajarillo
Aldemaro Romero (Venezuela, 1928-2007)
arr. Efraín Oscher

En esta obra se mezclan el barroco europeo y el joropo venezolano de una manera única. Romero lleva por primera vez el género popular de joropo a una constelación académica, siendo la versión original de esta obra para orquesta de cuerdas.

Aquí se presenta el primer tema como una fuga, pero poco a poco se aleja de este estilo barroco para convertirse en un pajarillo4, donde se puede apreciar el virtuosismo rítmico y melódico que caracteriza este género musical.