El Ensamble de Violas Ricardo Narváez convoca a audiciones para el martes 16 de enero de 2018, a las 2:00 p.m., en la Sala Anfiteátrica. Piso 4, del Centro Nacional de Acción Social por la Música | Prensa Fundamusical/Mppdpsgg

(Ubicado en el boulevard Amador Bendayán, Quebrada Honda. Frente a la Casa del Artista, a una cuadra de la estación Colegio de Ingenieros del Metro de Caracas).

El Ensamble Ricardo Narváez está conformada por 19 violas y 1 violín, a cargo de estudiantes y docentes del Conservatorio de Música Simón Bolívar y miembros de la Orquesta Sinfónica Simón Bolívar. Está enfocada en interpretar un repertorio amplio, con la intención de funcionar como plataforma orquestal para violistas solistas y acompañantes sinfónicos.

“El Ensamble de Violas Ricardo Narváez quiere emular una orquesta de cuerdas y sinfónica, a partir de sus filas independientes de músicos y aprovechando el amplio registro sonoro y tímbrico que tiene la viola, que permite alcanzar los agudos del violín y el registro central del violonchelo”, declaró Roisber Narvaez.

Repertorio para la audición:

•Escala en tres octavas a escoger: Do mayor, Re mayor, Sol mayor o La mayor
•Don Juan, op 20. desde el comienzo hasta la letra D
•Lección 8 del Kreutzer en La mayor.
•Primera parte del Concierto para Viola de Stamitz o Hoffmeister.
Adjuntamos los enlaces donde se pueden descargar el Don Juan y la lección de Kreutzer.

“Con este proyecto queremos honrar la memoria de Ricardo Narvaez, quien fue docente y uno de los violistas pioneros de El Sistema”.

Roisber Narváez es violista y docente del Conservatorio de Música Simón Bolívar y de la Universidad Nacional Experimental de las Artes (Unearte). También es miembro de la Orquesta Sinfónica Simón Bolívar.

Ricardo Narváez (1961 – 2017) fue solista sinfónico, docente y miembro de la Orquesta Sinfónica Simón Bolívar. Es considerado uno de los violistas pioneros del Sistema Nacional de Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles de Venezuela.

Descargue la partitura de Don Juan

Descargue la partitura de Lección 8 de Kreutzer