Escrito por Prensa FundaMusical Bolívar

Más de 20.000 personas se dieron cita en la ciudad de Kerkrade en Holanda para formar parte de un espectáculo musical sin precedentes: el certamen de bandas más grande del mundo en el que la Banda Sinfónica Juvenil Simón Simón Bolívar participó como invitada especial.

El Kaastel Concert de Mheer fue uno de los tres escenarios en los que la banda venezolana se presentó

El Kaastel Concert de Mheer fue uno de los tres escenarios en los que la banda venezolana se presentó

El público holandés plenó los escenarios donde se presentaron los músicos venezolanos

El público holandés plenó los escenarios donde se presentaron los músicos venezolanos

Kerkrade, un municipio de los países bajos ubicado muy cerca de Alemania, es conocido internacionalmente por su festival musical organizado cada 4 años por el World Music Contest (WMC). Durante 3 semanas bandas de música civiles, militares, y bandas y orquestas sinfónicas se dan cita para ser partícipes y presenciar el certamen para agrupaciones con estos formatos más grandes del mundo.

La Banda Sinfónica Juvenil Simón Bolívar (BSJSB) protagonizó tres grandes conciertos en el marco del WMC, en el que alternaron con tres bandas de altísimo nivel: la Orquesta Nacional de Fanfarria de Holanda, la Koninklijke Harmonie Santa Cecilia de Mheer -la banda más antigua de Holanda-, y la Banda Sinfónica Juvenil de la Unión Europea, sobrepasando las expectativas de los organizadores y asistentes con llenos totales y ovaciones de pie por más de 20 minutos en cada una de sus presentaciones.

Entre el público asistente a los conciertos de la banda venezolana se encontraban más de 30 compositores de música para banda y alrededor de 50 directores de bandas sinfónicas de todo el mundo.

Rosales y Van der Roost frente a la BSJSB

La Banda Sinfónica Juvenil Simón Bolívar (BSJSB) se lució frente a más de 1.500 personas el pasado martes 16 de julio. Bajo la batuta del maestro Sergio Rosales, los jóvenes talentos presentes en el WMC deleitaron por primera vez al público de los países bajos. Un concierto compartido junto a la Orquesta Nacional de Fanfarria de Holanda, que tuvo lugar en el Open Lucht Theater de Valkenburg, escenario particular y diferente que simula la magia de un bosque encantado.

Entre sonidos de la naturaleza, la batuta de Sergio Rosales marcó el inicio del concierto con la Gran fanfarria del venezolano Giancarlo Castro;luego Rosales cedió su lugar al director Jan Van Der Roost para que condujera a la agrupación criolla en la interpretación de la obra de su autoría Sinfonietta. Luego, regresó a escenario el director titular para dirigir Joropo, de Moisés Moleiro, y cerrar el concierto con la ejecución del Danzón n° 2, de Arturo Márquez,obra que desató la efusividad del público dando paso a los Mambos de Pérez Prado que hicieron bailar a los asistentes de todas las edades.

Johan de Meij recibe en su tierra a la agrupación venezolana

El Kaastel Concert de Mheer fue el segundo escenario escogido para que la banda venezolana diera muestra de su talento y energía, ejecutando un repertorio totalmente diferente. El pasado 17 de julio más de 2.500 personas disfrutaron del concierto bajo la dirección del maestro Rosales, que inició con la Obertura Candide de Leonard Bernstein,seguida por la Rapsodia para Talentos del barquisimetano Giancarlo Castro y Jungla, del español Ferrer FerránExtreme Makeover fue dirigida por su compositor el holandés Johan de Meij; de la misma manera dirigió elJoropo de Moleiro, obra arreglada por de Meij y dedicada especialmente a la BSJSB

 Johan de Meij dirigió su obra Extreme Makeover y Joropo de Moisés Moleiro, obra arreglada por de Meij y dedicada especialmente a la BSJSB

Johan de Meij dirigió su obra Extreme Makeover y Joropo de Moisés Moleiro, obra arreglada por de Meij y dedicada especialmente a la BSJSB

El público asistente definió el concierto como “hermoso e inolvidable”. La gala musical terminó con fuegos artificiales bajo la melodía del Himno de la Unión Europea interpretado por la BSJSB dirigida por de Meij.

Debut criollo en el Rodahal de Kerkrade

Con más de 2.000 personas el pasado 18 de julio la BSJSB debutó en el escenario principal del festival de bandas más importantes del mundo: el Rodahal de Kerkrade. Tras la interpretación de la obra inicial Circus Maximus, del estadounidense John Corigliano, el público se puso de pie y eufóricamente ovacionó la interpretación de la obra que los hizo adentrarse en la realidad del estruendo que produce la vida moderna, esta vez de manera musical.

Sergio Rosales dirigió unas palabras al público para anunciar la interpretación de Jungla deFerrer Ferrán como un detalle de agradecimiento a la invitación a tan importante certamen. La energía llenó la sala en Kerkrade donde Rosales complació con un par de bises: Mambosde Pérez Prado y Mambo de Leonard Bernstein contagiaron a los europeos del sabor latinoamericano.

Bert Aalder presidente de la Asociación Mundial para Ensambles y Bandas Sinfónicas (WASBE) señaló: “Realmente fue un honor poder estar aquí y haberlos visto, fue una gran experiencia. Estuve como organizador en Interlaken y sentí lo mismo. Son realmente extraordinarios, hicieron un fantástico trabajo, estos chicos son el real ejemplo de cómo debe ser la educación musical en el mundo”.

En la segunda parte del concierto los músicos venezolanos se fusionaron con la Banda Sinfónica de la Unión Europea con la que compartieron escenario interpretando dos obras, AwayDay de Adam Gorb dirigida por Jan Cober, y Danzón n° 2 de Arturo Márquez, dirigida por Sergio Rosales. Sobre su experiencia con la banda Cober expresó: “Ha sido increíble compartir con estos músicos; yo había visto el trabajo de las bandas en España pero definitivamente la Banda Sinfónica Juvenil Simón Bolívar fue realmente sorprendente, no solamente en lo musical, también hubo una excelente conexión de la banda con el púbico y el sonido fue realmente excelente”.

Los músicos venezolanos no solo dieron muestra de su talento en los escenarios, sino que también tuvieron la oportunidad de compartir y ejecutar sus instrumentos en ensayos y ensambles junto a los integrantes de la Banda Sinfónica Juvenil de la Unión Europea, compartir musical que permitió afianzar lazos culturales inspirados en el Sistema Nacional de Orquestas Juveniles e Infantiles de Venezuela.

En una ceremonia especial ofrecida después del concierto, el Presidente honorario de la Asociación World Music Contest realizó la entrega de una medalla especial a los maestrosValdemar Rodríguez, director general del Conservatorio de Música Simón Bolívar y a Sergio Rosales, por la importante participación de los venezolanos en Holanda, a propósito de cual agregó: “Estamos pensando en la posibilidad de que la Banda Sinfónica Simón Bolívar abra el resto de nuestros festivales; estamos muy agradecidos por tenerlos aquí y por mostrarnos de cerca lo que sucede musicalmente en Venezuela y Latinoamérica. Tuvimos una velada excelente porque en este Festival se reúnen bandas de Holanda, Asia y Latinoamérica. Esperamos poder implantar a futuro el trabajo que realiza El Sistema de Orquestas venezolanos acá en Holanda”.

La Banda Sinfónica Juvenil Simón Bolívar es la agrupación formada en el seno del Conservatorio de Música Simón Bolívar, institución encargada de la formación académica de los miembros de El Sistema Nacional de Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles de Venezuela, perteneciente a la Fundación Musical Simón Bolívar, adscrita al Ministerio del Poder Popular del Despacho de la Presidencia y Seguimiento de la Gestión de Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela.