Los integrantes de una de las orquestas más reconocidas, perteneciente a El Sistema, provienen de todos los rincones del territorio venezolano. Ellos representan a su región en los mejores escenarios del mundo. Este mes los guariqueños de esta agrupación reciben ovaciones durante una gira por Europa
Prensa FundaMusical Bolívar – Mppdpsg
Los integrantes de la Orquesta Sinfónica Simón Bolívar de Venezuela, agrupación del Sistema de Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles de Venezuela que ha conquistado los escenarios más prestigiosos de tres continentes, provienen de todo el país y cada uno de ellos representa a su región con orgullo.
El estado Guárico tiene 8 embajadores en esta orquesta que, hasta el 24 de enero, estará de gira por Europa. Cada vez que suenan sus instrumentos, suena la extensa llanura venezolana y su gente.

Los contrabajistas Luis Martínez, Carlos Rodríguez e Ismer Bolívar; los violinistas William López y Felipe Rodríguez; Edgar Calderón y Ricardo Corniel en la fila de violonchelos; y Aquiles Delgado, fagotista y contrafagotista, son los músicos que ponen acento guariqueño a las filas de la agrupación dirigida por el maestro Gustavo Dudamel. Ellos provienen de Tucupido, Calabozo y San Juan de los Morros, ciudades en las que descubrieron la pasión por sus instrumentos.

La mayoría de los músicos conforman la OSSBV fueron invitados al mundo musical hace muchos años por músicos pioneros, fundadores de El Sistema, que, motivados por el maestro José Antonio Abreu, regresaron a sus estados para fundar orquestas infantiles, juveniles y núcleos de formación.

El resultado: una orquesta talentosa, humilde y diversa. Se percibe en la música. Cada integrante, cuando escucha algo de su tierra, sonríe con un orgullo imposible de ocultar y si se trata de representarla, con su instrumento en mano, dicen: en donde esté yo, estará mi estado y todo lo que aprendí dentro de él.
Todo el territorio nacional se escucha en las salas de conciertos donde se han presentado los más grandes de la historia de la música.
El oriente, el occidente, los llanos, el centro y el litoral; todo el mapa de Venezuela unido en una sola nota, en un solo sentimiento: tocar, cantar y luchar con el país en el corazón.

Casi 41 años de una labor que los músicos renuevan en cada concierto, en cada clase de los 423 núcleos y 1340 módulos de El Sistema conformado por 700.000 mil niños y jóvenes embajadores nacionales de buena voluntad de Unicef.

Los guariqueños han sido ovacionados en España, Luxemburgo y Francia durante las primeras dos semanas del mes de enero, y el pasado fin de semana visitaron Inglaterra, donde tocaron junto al destacado pianista y director de orquesta, Daniel Barenboim, que celebró 60 años de carrera artística junto a la agrupación venezolana. El recorrido que comenzó en Barcelona, hará su última parada en Alemania; en Berlín, Munich, Essen y Colonia.

Los éxitos de la Orquesta Sinfónica Simón Bolívar de Venezuela afirman que Venezuela es un país de talentos, de potencial, de gente que quiere salir adelante. Es la esperanza que guardamos para los más de 700.000 niños que actualmente son parte del Sistema Nacional de Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles de Venezuela, cuyo órgano rector es la Fundación Musical Simón Bolívar, adscrita al Ministerio para el Poder Popular del Despacho de la Presidencia y Seguimiento de Gestión de Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela.