El maestro Inocente Carreño falleció el Míercoles 29 de junio, en horas de la tarde, en su residencia a causa de un paro respiratorio. Se fué en paz a sus 96 años, sin ningún sufrimiento.

Nació en Porlamar, Isla de Margarita el 28 de diciembre de 1919, fue un músico y compositor sobresaliente, alumno de la cátedra de composición del maestro Vicente Emilio Sojo.

Nos deja una obra musical extensa y de carácter nacionalista. Ha escrito para orquesta: cuatro Oberturas Sinfónicas, Suite para orquesta de cuerdas, Sinfonía Satírica, Elegía para orquesta de cuerdas. Asimismo: poemas sinfónicos; numerosas canciones para voz y orquesta; música de cámara: un Quinteto para oboe, flauta, clarinete, trompa y fagot; dos Cuartetos de cuerdas; piezas para flauta y piano; piezas para piano (valses); y para guitarra (las dos Suites), siendo la más conocida la glosa sinfónica, Margariteña.

Nos deja un legado inmortal.