Vía: www.correodelorinoco.gob.ve/  Por: Diana Moncada  Foto: Héctor Lozano

Las violinistas Susana Salas, Hisevett Garrachán y Gisela González y la violonchelista María Eugenia Prado ejecutaron un repertorio dedicado a la natividad junto a Gilda Lamuño y Gioconda Cabrera

El ensamble de cuerdas La nota clásica, conformado por las músicos María Eugenia Prado (viollencello), Susana Salas, Hisevett Garrachán y Gisela González (las tres violinistas), ofreció la mañana de ayer un recorrido musical por Europa, Estados Unidos y Venezuela en un concierto que rindió homenaje a la Navidad en el Centro de Arte Los Galpones en Los Dos Caminos (Caracas).

El cuarteto, que tiene aproximadamente 18 años de carrera artística, interpretó más de 20 piezas musicales navideñas de distintas latitudes y tradiciones.

El recorrido comenzó en Europa con el Concierto para la noche de navidad (1690) del compositor y violinista barroco Arcangelo Corelli de Italia. El cuarteto de mujeres prosiguió con la ejecución del famoso himno Adeste fideles popularizado en Portugal, con el acompañamiento de la soprano Gilda Lamuño.

De Austria, las músicas interpretaron Noche de paz, una de las canciones más conocidas de la tradición navideña occidental. Salas detalló que esta pieza fue compuesta por Franz Xaver Gruber con tan solo dos notas debido a que fue encargada para ser ejecutada en la Iglesia San Nicolás, donde contaban con un órgano al que solo le funcionaban esas dos notas. La pieza fue interpretada también por Lamuño.

Luego saltaron hacia Inglaterra con la pieza El primer Noel y más tarde a Francia con el himno litúrgico Gloria in Excelsis Deo.

La República Checa también tuvo su representación en el concierto navideño mediante el villancico Goof King Wenceslas y Traditional Czech Carol, esta última nunca antes ejecutada en Venezuela, según Salas. La música navideña alemana fue disfrutada por el público asistente gracias a la interpretación de las piezas Joy to the world original de Watts Handel y Pueblo todos escuchad.

Las piezas norteamericanas más conocidas de la época decembrina fueron también ejecutadas por las músicos. Let it snow, de la letrista Sammy Cahn y del compositor Jule Styne, fue la primera pieza interpretada, seguida de Santa Claus is coming to town, original de John Frederick Coots y Haven Gillespie.

El villancico Navidad blanca Navidad y Rudolph el Reno de la nariz roja de Jhonny Marks cerraron el repertorio dedicado al país del norte.

NAVIDAD CRIOLLA

Finalmente el recorrido llegó a Venezuela con la interpretación de un repertorio tradicional de la navidad criolla donde los instrumentos clásicos se fundieron con los tradicionales. La serenidad de la música europea fue agitada por el ritmo alegre de los aguinaldos venezolanos.

Niño lindo, La jornada Din Din Din, De contento, Cantemos, cantemos, Mi burrito sabanero, entre otras piezas fueron ejecutadas por el ensamble de mujeres, acompañadas por Lamuño en la letra y el cuatro y Gioconda Cabrera en el furruco.

Durante este ciclo dedicado a Venezuela, Salas recordó que el maestro Vicente Emilio Sojo, tras una ardua investigación, logró compilar en un libro los aguinaldos anónimos pertenecientes a la tradición oral.

El público se contagió con la Navidad criolla y entonó las famosas canciones que año tras año son celebradas en la época de diciembre.