ESPECIAL PARA VENEZUELA SINFÓNICA | Por Patricia Aloy

El Cuarteto Teresa Carreño, lo conforman cuatro jóvenes llenos de entusiasmo, apasionados por la música de cámara que unifican voluntades artísticas para dar paso a la creación musical. Comparten una experiencia al crear y tocar juntos, para adentrarse en el complejo repertorio del sonido grupal. La formación que reciben de “El Sistema” y de la Sinfónica Juvenil Teresa Carreño de Venezuela, los conduce por el ambicioso camino de probar repertorios de mayor complejidad.

En ocasión de su próxima presentación el Domingo 30 de marzo en la Hacienda La Vega, Venezuela Sinfónica conversó con los integrantes del Cuarteto Teresa Carreño:  Lila Vivas (concertina de la Sinfónica Juvenil Teresa Carreño de Venezuela), Gustavo Briceño, en los violines; Ramón Carrero, en la viola, y el violonchelista Isaac Loreto. para conocer una visión mas personal de la agrupación.
Cuarteto "Teresa Carreño"

Cuarteto “Teresa Carreño”

VS -¿Cuándo y cómo se conformó la agrupación?

Lila: Nos formamos en el 2009 y el motivo fue la necesidad de expresarnos musicalmente de manera individual  pero en un grupo más pequeño que la Orquesta. Somos solistas dentro de un pequeño grupo, así vemos el cuarteto.

VS – ¿Cómo se compaginan las diferentes personalidades del Cuarteto Teresa Carreño?

Lila: Pregunta difícil (Risas). Los 4 naturalmente somos distintos y por ende hay cosas en las que estemos de acuerdo y otras no. El secreto, pienso yo, es la tolerancia y entender que no tenemos la verdad absoluta cada uno, entre todos construimos nuestra propia verdad, ya sea discutiendo (cordialmente por supuesto) o votando. Al final la razón es común y sabemos que pelear nunca resolverá nada.

VS – A pesar de que son jóvenes, ¿han pensado en compartir su conocimiento impartiendo clases en el Conservatorio?

Lila: Claro, no te voy a decir que pensamos en tener una cátedra formal en este momento, pero siempre estamos escuchando, ayudando y sobre todo incentivando a los jóvenes a meterse de lleno en este mundo. No tienen idea lo maravilloso que es, pero como todo lo bueno lleva mucho trabajo. Para hacer esto definitivamente hay que estar comprometido.

VS – ¿Cómo definen el sonido del cuarteto?

Isaac: Bueno, definir el sonido y más de una agrupación en particular en este caso el Cuarteto de cuerdas es sumamente complejo, sin embargo, pudiéramos compartir algunos de los adjetivos que nos han dicho luego de recitales o clases, se han referido al sonido del Cuarteto como “oscuro”, un sonido homogéneo que sugiere redondez, eso gracias a la disciplina y a la formación que hemos tenido en la orquesta en el trabajo seccional de cuerda.

VS – ¿Cómo toman las decisiones en cuanto al repertorio, ensayos, presentaciones?

Isaac: Hablando sobre el repertorio, como continuamos en etapa de formación y perfeccionamiento técnico, son los Maestros del Cuarteto Latinoamericano los que sugieren el repertorio a trabajar, esto dentro del marco de estudio de la Academia Latinoamericana de Cuartetos de cuerdas, elegimos el programa conversándolo. Los ensayos nos ponemos de acuerdo con antelación, de modo que no interrumpa con estudios universitarios y cursos que estamos realizando actualmente, siempre hay que tomar horas extras, como antes y después de los ensayos de la orquestas, fines de semana completos, etc. Pero todo sea por sacar adelante el programa a trabajar. En cuanto a las presentaciones, siempre depende de nuestra agenda personal y de la orquesta, en base a eso decidimos si podemos cumplir con las exigencias el repertorio en el plazo que se pide, y allí se toma la decisión en conjunto. 

VS – ¿Cuál es la visión que distingue al Cuarteto?

Isaac: Creo que parte de la visión que compartimos, es la constancia y tenacidad con la que se abordan los retos que nos llegan, esa búsqueda de la excelencia revestida con el esfuerzo y determinación de los cuatro por igual, visión por supuesto inculcada dentro del Sistema de Orquestas al cual nos debemos y pertenecemos, encabezado por el Maestro José Antonio Abreu.

VS – ¿Cada músico analiza su propio papel en el conjunto, así como el papel de su instrumento? ¿cómo lo resuelven?

Ramón: Analizamos nuestra función en el conjunto que va directamente relacionada con el papel de nuestro instrumento, cada uno de nuestros roles tiene su función muy importante dentro del cuarteto y son realmente diferentes y contrastantes como por ejemplo el primer violín las melodías y el cello hace de bajo pero lo resolvemos teniendo claramente nuestro papel y haciendo este lo mejor posible.

VS – ¿Hay controversias en cuanto a la interpretación, desde cuestiones sobre digitación, técnica de arco, tempo y entonación hasta otras sobre tiempo y articulación?

Ramón: Siempre, este es el día a día de un cuarteto de cuerdas debatir y bueno discusiones que a veces duran horas lo importante es llegar a acuerdos que vayan en pro de hacer una interpretación que a los cuatro nos guste y que estemos lo mas de acuerdo posible con todo lo que suene.

VS – ¿El acto interpretativo está por encima de la individualidad de cada músico?

Ramón: Absolutamente, la individualidad siempre estará para realzar la interpretación del cuarteto que en un momento dado acordamos para hacer en concierto claramente la parte individual también es muy importante pero nunca estará por encima de la interpretación del cuarteto.

VS – ¿Tienen alguna meta que deseen cumplir a mediano plazo?

Gustavo: Tenemos varios proyectos en mente pero el más importante en este momento es un concierto que próximamente daremos en Austria,  específicamente en el palacio Esterházy en Junio este año. Este fue el lugar donde Haydn vivió por muchos años, se estrenaron muchos cuartetos y sinfonías no solo de él sino también de otros importantes compositores. Sin duda es el evento más importante que hemos tenido en nuestra corta carrera tanto por el lugar como por la representación del país ya no como orquesta sino como grupo de cámara,  la responsabilidad es enorme.

VS – ¿Cómo ha influido “El Sistema” en la forma de crear e innovar?

Gustavo: La influencia de raíz que tenemos de El Sistema y en especial del Maestro Abreu en nuestra manera de tocar y ver la música es innegable, se evidencia inmediatamente que nos escuchan. Nuestra filosofía de creación e innovación es fundamental, estamos siempre re-descubriendo las obras y objetando todo lo que no nos parezca esté o no escrito, sea “tradición” o no. Una anécdota con respecto a eso fue en una clase con un Maestro del Cuarteto Latinoamericano, estábamos tocando un movimiento del cuarteto nº1 de Tchaikovski e hicimos algo un poco drástico que no estaba escrito por el compositor pero lo sentíamos bastante natural y nos dijo: “Me gustó mucho lo que hicieron, debo decirles que si hicieran esto en Rusia seguro aparecerán en primera plana. Ahora no sé si de buena o de mala manera” Risas

VS – Para su presentación en la Hacienda La Vega, tienen planificado interpretar piezas del brasilero Heitor Villalobos y de Maurice Ravel ¿cuéntennos un poco acerca del contexto musical de su selección y porque se ajusta al Cuarteto Teresa Carreño?

Gustavo: Este en un repertorio que para mí si lo pudiera definir con una palabra sería: Exquisito. Este tipo de música de principio del siglo 20 es maravillosa y de una finura auténtica. Esa  corriente impresionista nacida en Francia siempre nos ha llamado la atención porque es el lado de la música sutil y de imaginación infinita, aquella  creación de la que hablamos en la pregunta anterior aquí se dispara de manera  exponencial.

Villalobos es uno de los grandes Latinoamericanos, fue autodidacta y muy influenciado por la música francesa. Este cuarteto nº1 es una obra excelente, con líneas muy expresivas acompañadas de cierta delicadeza que nos recuerda en momentos a Debussy.

El cuarteto de Ravel es una obra maestra, no hay otro calificativo. Cuentan que tuvo muchas críticas en  contra y a favor al momento de su estreno, una de las más famosas la hizo Debussy: “En nombre de la música y de mí mismo no le cambies una sola nota a tu cuarteto”. Que más pudiese yo agregar a semejante opinión del Maestro Francés.

Les invitamos a disfrutar este Domingo 30 de Marzo, a las 11:00 am., en el paradisíaco escenario de la Hacienda La Vega en la Av. O’Higgins, El Paraíso.  La colaboración es de Bs.100. Interpretarán el Cuarteto Nº 1 de Heitor Villa Lobos y la Pavane y Cuarteto en fa mayor de Maurice Ravel.

haciendalavega

Mapa Google Maps