San Juan, 30 mar (EFE).- El legendario pianista de origen puertorriqueño Eddie Palmieri prepara cuatro discos de jazz latino simultáneamente, entre ellos “La luz mayor”, que contará con la participación de Rubén Blades, entre otros cantantes, y que, según el músico, será “lo mejor del siglo XXI”.

Eduardo Palmieri Morales, de visita en Puerto Rico para participar en la 25 edición del Jazzfest, explicó en una entrevista con Efe que en ese álbum posiblemente participarán también artistas tan variopintos como el neoyorquino de origen puertorriqueño Marc Anthony y Hermán Olivera, nacido en la isla.
541533_650923694925100_33523226_n
En el trabajo, coproducido por Ray Santos, también podrían colaborar y el guitarrista mexicano Carlos Santana y el puertorriqueño Lalo Rodríguez, con quien ya grabó “The Sun of the Latin Music” (1974). Este álbum se convirtió en la primera producción latina en ganar un premio Grammy en 1974.

“Será lo mejor grabado en el siglo XXI. No hay competencia. Es una cosa que asusta. Es una potencia concentrada como la gasolina”, aseguró Palmieri, que se ha dedicado en cuerpo y alma a la música durante más de 60 de sus 78 años.

Antes de visitar hoy las tumbas de sus padres y de sus suegros, todos ellos enterrados en la isla caribeña, el ganador de nueve premios Grammy explicó que previamente sacará al mercado “Sabiduría latin jazz”.

El creador de éxitos como “Vámonos pal monte”, “Óyelo que te conviene”, “Bilongo” y “Nada de ti” añadió que otro de los cuatro discos que lanzará próximamente se titula “Sugmad”, la palabra que se utiliza en el movimiento religioso eckankar para referirse a dios.

“Después de estos cuatro discos, me puedo morir”, dijo entre risas Palmieri, quien llegó a Puerto Rico el domingo para ofrecer anoche un recital junto al Afro-Caribbean Jazz Septet que lo acompaña en la velada de clausura de la 25 edición del Puerto Rico Heineken Jazzfest.

Sobre el escenario se pudo ver junto a él a los percusionistas Anthony Carrillo y Vincent “Little Johnny” Rivero, al bajista Luques Curtis, el saxofonista Louis Fouche y el trompetista Jonathan Coleridge.

Palmieri participó también anoche de la orquesta All Star Presentation, que cerró el Puerto Rico Heineken Jazzfest bajo la dirección del pianista dominicano Michel Camilo.

Junto a ambos estuvieron el trompetista cubano Arturo Sandoval, los percusionistas boricuas Giovanni Hidalgo y William Cepeda y el saxofonista David Sánchez, entre otros.

Aun estando acostumbrado a trabajar con salseros y después de haber grabado discos de ese género caribeño, el veterano músico sostiene que “la salsa no existe”, sino que se trata de un concepto comercial inventado entre Johnny Pacheco y Jerry Masucci.

“La palabra salsa no existe. Esa palabra es una falta de respeto. Esto es música afrocaribeña, cuya vertiente agarró y crearon también Tito Puente, Tito Rodríguez, Machito, entre otros”, señaló este neoyorquino, que, aunque nació en la ciudad de los rascacielos el 15 de diciembre de 1936, es de origen puertorriqueño y de ascendencia corsa.

“De la rumba sale el guaguancó. Después está la rumba, el danzón, y todos tienen su propio nombre”, añadió Palmieri, quien no es partidario de agrupar distintos géneros de música, cada uno con su idiosincrasia, en un sólo concepto.

En ese sentido, recordó durante su conversación con Efe que Tito Puente dijo en una ocasión: “I put salsa on my spaghetti”.

“El ponerlo todo en un mismo nombre es una falta de respeto. Es como decirme la palabra ‘suerte’, que para mí es cuando la preparación se encuentra con la oportunidad”, agregó el legendario músico boricua, quien, según adelantó, tiene una propuesta para grabar con el reconocido violonchelista chino Yo-Yo Man.