Luego de celebrar los 100 años de “La Consagración de la Primavera”, dirigiendo la Ópera de Graz, en Alemania, el venezolano Domingo García Hindoyán viajará al Reino Unido para dirigir a la Philharmonia Orchestra en el Teatro Marlowe de Canterbury. Este será el penúltimo concierto de la temporada y se realizará  el martes 26 de Marzo 2013. Al piano, el ruso Boris Giltburg.

Domingo García Hindoyan ©Petitweb
El pianista ruso Boris Giltburg

El pianista ruso Boris Giltburg

Para tal ocasión se prepara un concierto con una primera mitad de temática rusa que se ​​complementa con una segunda mitad con temas clásicos americanos. El programa incluye: dos tomas de Romeo y Julieta de Piotr Ilich Tchaikovski, subtitulada Obertura Fantasía, basada en la obra homónima de Shakespeare.Danzas sinfónicas de “West Side Story” de Leonard Benstein, un musical que narra la historia de los desventurados amantes del mundo del hampa de 1950 en Nueva York.

Concierto N º 2 para piano de Shostakóvich, escrito y dedicado al hijo del compositor, que se ha convertido en una de las piezas para piano más populares del repertorio clásico. Consta de un movimiento romántico lento que no estaría fuera de lugar en un concierto de Rachmaninov y un movimiento audaz final que contiene sellos inconfundibles de Shostakóvich. El concierto exhibe talento melódico del compositor liberados de las restricciones de la intrusión del Estado después de la muerte de Joseph Stalin.

El Adagio para cuerdas arreglada por el compositor Samuel Barber en 1938 a partir de su primer Cuarteto de cuerdas. La pieza que ha adquirido la categoría de un clásico del siglo XX, acompañó el anuncio radiofónico de la muerte de Franklin Delano Roosevelt y también una ceremonia celebrada en el World Trade Center para conmemorar la pérdida de miles de personas en los ataques del 11 de septiembre de 2001. Su melodía hermosa, atmosférica se ha convertido en sinónimo de períodos de reflexión, la pieza es capaz de transportar al oyente a un lugar de contemplación profunda.