Hace unos meses, Víctor Márquez  es notificado que ha sido uno de los 4 ganadores del Programa de Subvenciones de Investigación y Preservación 2019 que otorga la Fundación Cultural Latin GRAMMY.

Pues resulta que Víctor Márquez, venezolano, se ha dado la ardua tarea de recoger cuanto haya de valor en el acervo de grabaciones de joropo tuyero 1917-1999, para ponerlo al servicio de todos y así contribuyan a exaltar lo venezolano, como corresponde a quienes han nacido en esta tierra y deben contribuir por todos los medios a que se afiance aquello que de alguna manera da testimonio de su tradición y su carácter.

Para contribuir con este valioso proyecto de preservación en pro de la conservación de nuestra música y sus costumbres únicas, la Sala Cabrujas recibe a Victor Márquez para que nos hable sobre el joropo tuyero  a través de tres charlas y cerrará con recital de arpa tuyera:

Domingo 13 de octubre a las 11:00 AM. El Joropo Tuyero: El Joropo de la ciudad.  A mediados del siglo XVIII la ciudad de Caracas cobijaría el nacimiento de un nuevo aire musical, que se le llamó Xoropo, y que con el paso del tiempo pasaría a conocerse como Joropo. Por dos siglos, este aire musical gozó de gran popularidad sin distingo alguno, tanto en los mabiles, circos y plazas públicas, así como en los salones de las familias acaudaladas, por lo que conocer su historia, es realizar un recorrido por la historia íntima de la Caracas de techos rojos.

Martes 22 de octubre a las 5:00pm La industria del disco y El Joropo Tuyero. El género musical conocido como Joropo Tuyero, ha estado presente en la industria del disco, desde que en Venezuela se realizaran las primeras grabaciones fonográficas en 1917, siendo de nuestros aires folclóricos, el primero en ser comercializado en discos. Sin embargo, a partir de la segunda mitad del siglo XX, dicho género experimenta de forma involuntaria un distanciamiento de la industria, viéndose en la necesidad de refugiarse en discretas casas grabadoras, creadas exclusivamente para su comercialización, las cuales han servido de soporte a cuatro generaciones de intérpretes.

Jueves 24 de octubre a las 5:00pm. La poesía en el Joropo Tuyero. (La poesía Tuyera). La poesía popular venezolana tiene en las letras de los golpes y pasajes Tuyeros, un importante reservorio de versos escritos bajo los parámetros de la décima espinela, la glosa y la redondilla, todas formas poéticas de origen hispánico. Desde el siglo XIX poetas, arpistas y cantadores, hermanaron la religiosidad de los Velorios de Cruz de Mayo, con lo profano de los bailes de arpa, para construir lo que bien pudiéramos llamar: La poesía Tuyera.

El día domingo 27 de octubre a las 11:00AM se hará el recital de “El Barroco y Arpa Tuyera” para enaltecer este género tradicional. Representa una bella manera acercarse a las reuniones musicales  que se disfrutaban en las Haciendas cafetaleras de Caracas. Será un viaje por la historia del joropo conocido como Tuyero, forma musical que ostenta el privilegio de ser el género más antiguo de Venezuela y uno de los más complejos de América Latina y que tuvo su nacimiento en las antiguas haciendas cafetaleras de Caracas en el siglo XVIII, desplazándose en los años de la independencia a las poblaciones aledañas al rio Tuy, del cual finalmente toma su nombre. El repertorio que interpretará el maestro Arturo García estará compuesto por un repertorio de melodías inéditas, las cuales datan de entre finales de siglo XIX y primera mitad del siglo XX, destacando un conjunto de pasajes Tuyeros, cuyos giros melódicos evocan la música barroca de Scarlatti y el fandango Andaluz. La audiencia disfrutará los comentarios  del profesor Victor Márquez especialista en joropo tuyero. Dicho repertorio podrá ser interpretado gracias a la reciente subvención de preservación otorgada por la Fundación Cultural Latin Grammy al profesor Victor Marquez, con su proyecto “Restauración de grabaciones de Joropo Tuyero 1917-1999”, la cual permite la digitalización de viejas cintas de cassette y discos de 78 Rpm, donde estás melodías habían permanecido olvidadas por décadas, el cual busca preservar un archivo contentivo de más de veinte mil horas de grabaciones, lo que lo convierte en uno de los más grande de América, en lo que a música folclórica se refiere.