El concierto, con motivo del Día Internacional del Jazz y que se celebró este sábado, contó con la presencia del presidente estadounidense, Barack Obama, quien ofreció un breve discurso en el que recordó a Prince como “un icono creativo”.

Vía: www.elsol.com.ar/

Los cantantes Sting y Aretha Franklin dieron un concierto junto a un numeroso grupo de artistas ante los Obama en la Casa Blanca con motivo del Día Internacional del Jazz, una celebración fijada por la Unesco para cada 30 de abril. Junto a Sting y Aretha Franklin, actuaron músicos de la talla de Herbie Hancock, Trombone Shorty, Diana Krall, Al Jarreau, Hugh Masekela, Buddy Guy, Chick Corea, Wayne Shorter y Pat Metheny, quienes fueron recibidos por Barack Obama, y su esposa, Michelle.
Franklin calificó a Prince de ”único“ y señaló que ”pese a su muerte, su música continúa viva“.

“Esta noche convertimos este sitio en la Casa Blues y, antes de que alguien llame a esto abuso de poder, quiero esclarecer que no he firmado ninguna medida ejecutiva. Sólo he invitado a todos mis músicos de jazz favoritos a tocar en mi jardín, que es una de las grandes ventajas de mi trabajo”, bromeó el presidente norteamericano.