Vía: jornada.unam.mx/

México, DF. La gala de ópera que ofrecieron la soprano Anna Netrebko (Krasnodar) y el tenor Yusif Eyvazov (Azerbaiyán), anoche en el Palacio de Bellas Artes, ascendió muy pronto para ser una gozosa velada basada en obras del romántico italiano Guiseppe Verdi (1813-1901) y de su innovador paisano Giacomo Puccini (1858-1924).

Anna Netrebko, una de las mejores cantantes de ópera de la escena internacional actual, cantó acompañada por la Orquesta del Teatro de Bellas Artes (OTBA), institución que con ese concierto, celebró sus primeros 60 años de actividades, y que en esta oportunidad fue dirigida por Srba Dinic.

La distintiva voz de Netrebko, con su elegante y seductora presencia escénica, complació a los asistentes con arias de las óperas Macbeth, El trovador y Luisa Miller, de Verdi; Andrea Chénier, de Umberto Giordano; Adriana Lecouvreur, de Francesco Cilea. Y con Eyvazov cantó duetos de Otelo, de Verdi, y Manon Lescaut, de Puccini.

La gala se transmitió en vivo en pantalla gigante colocada en el corredor Angela Peralta, a un costado del Palacio de Bellas Artes. Dentro del recinto, la Sala estuvo a reventar y fuera, las sillas fueron insuficientes para el número de personas que no tuvieron acceso al palacio, ya sea por no poder comprar un boleto, por haber llegado tarde o por mero gusto.

“Estamos muy contentos de cumplir con esta asignatura pendiente. Hace dos años que no se pudo realizar la gala y ahora se hará en formato de concierto con la OTBA”, señaló el subdirector del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA), Sergio Ramírez Cárdenas, en la conferencia de prensa, un día antes, al anunciar este concierto que resultó memorable.

En su oportunidad, la cantante se dijo feliz por regresar a México y por el repertorio que se programó. “Lo va a adorar el público. Será un concierto de ópera, ópera, ópera”.

Y las palabras, proféticas, concordaron con los hechos. La primera parte estuvo dedicada al genio de Verdi, mientras la segunda incluyó música popular y dos duetos bien conocidos.

Netrebko también vaticinó lo que sucedió a un costado del palacio: “Las transmisiones en vivo son maravillosas, porque muchas veces el público no llega al teatro por la lejanía, el costo de los boletos o porque las localidades se agotaron”. Haber estado afuera tuvo el plus de las tomas que ni dentro del teatro se pudieron apreciar, como los acercamientos.

Sobre Anna Netrebko, cabe recordar que en 2007 fue seleccionada por la revista Time como una de las personas más influyentes del mundo. Desde su debut en el Festival de Salzburgo en 2002, donde interpretó a Donna Anna en Don Giovanni, de Mozart, ha compartido escenario con casi todas las grandes compañías alrededor de este planeta.

Se ha presentado en el Palacio Schönbrunn de Viena y en la Plaza Roja de Moscú, y en encuentros deportivos como las finales del Mundial de Futbol de Berlín 2006, la Eurocopa 2008, y la ceremonia de inauguración de los Juegos Olímpicos de Invierno en Sochi 2014, los cuales fueron televisados en vivo y vistos por millones de personas en todo el mundo.

Posee una discografía que incluye álbumes como solista, grabaciones de óperas enteras y DVD’s. Todos sus álbumes han obtenido discos de platino por sus ventas en Alemania y Austria.

Su disco Duets, junto a Rolando Villazón, fue primer lugar de la clasificación de música clásica de Billboard, poco tiempo después de ser lanzado en Estados Unidos.

Otros honores y premios de Anna Netrebko incluyen nominaciones al premio Grammy; el premio “Músico del Año” de Musical America, en 2008; el famoso Premio “Bambi” en Alemania; los “Brit Awards” clásicos del Reino Unido para cantante del año y artista femenina del año, así como nueve premios “Echo Klassik” de Alemania, entre otros más.

Yusif Eyvazov, por su parte, estudió en el Chaikovski Music College en Moscú. En su carrera ha encarnado roles operísticos como Manrico en El trovador, Riccardo en Un baile de máscaras, Macduff en Macbeth, Cavaradossi en Tosca, Calaf enTurandot, Don José” en “Carmen, el papel principal en Andrea Chénier, y otros.

El serbio Srba Dinic ha dirigido una variedad de óperas como Don Giovanni, La flauta mágica, Los Puritanos, Andrea Chénier, Carmen, Cavalleria rusticana, La fuerza del destino, La Traviata, Macbeth, Rigoletto, El barbero de Sevilla y El caballero de la rosa, por mencionar algunas, en diversas naciones alrededor del mundo.