Fotografía: Askonas Holt | Patricia Aloy con información de Askonas Holt

Luego de una exitosa gira como director musical de la Sinfónica Juvenil de Caracas, Dietrich Paredes regresa a Europa para comenzar su primera temporada completa como director invitado, empezando por la Orquesta de la Ópera de Roma, en un programa de Tchaikovsky y Beethoven (con Cédric Tiberghien como solista). Más tarde, en la temporada de Dietrich regresa varias veces a Italia para las actuaciones con la Orquesta della Toscana y Filarmonica di Bologna, y conciertos con la Orquesta Sinfónica de RTE y Toulon Symphony Orchestra.

Hoy Viernes 15 de enero se presentará junto a la Sinfónica Nacional de Irlanda en el ‘National Concert Hall’ de Dublín, donde interpretará “Las estepas del Asia central” de A. Borodin, el “Concierto para viola” de W. Walton y la Sinfonía No. 6 ‘Patética’ de P. I. Tchaikovsky. El solista de la noche será el virtuoso violista Lawrence Power.

12473848_417171628492008_7430641305538029691_o

Luego pasará una temporada en Italia, donde compartirá varios conciertos con el contrabajista venezolano Edicson Ruíz : el 29 de enero en el Teatro Verdi, de Florencia, el 30 en el Teatro Verdi Casciana y el 1ero de febrero en el Palaazzo de la Exposición en Empoli, interpretando la Obertura Lustspiel del compositor italiano Ferruccio Busoni, luego el Divertimento para contrabajo y orquesta del compositor Rota y finaliza con la Sinfonía No.3 de Beethoven.

El 5 de febrero se presentará  en la Ópera de Toulon junto al pianista Frank Braley y los violinistas Laurence Monti, Benoit Salmon, donde interpretarán la Appalachian Spring de Aaron Copland, Rhapsody in Blue de George Gershwin, el Dueto para dos violines y orquesta de Steve Reich y finaliza con la suite orquestal Billy the kid de Aaron Copland. El periplo culmina el 22 de marzo en el Auditorium-Konzerthaus of Bolzano y el 23 en el Auditorium Santa Chiara, Trento,  junto al pianista Jean-Efflam Bavouzet y la Orquesta Haydn di Bolzano e Trento, con las piezas New York de Stefano Gervasoni, el concierto para piano No.4 de Beethoven, la obertura Las bodas de figaro y la Sinfonía No.35 en D K385 de Mozart.

Dietrich Paredes realizó su debut orquestal europeo con la Toscana della Orchestra en el Festival de Cortona en el verano de 2014, un proyecto que dio lugar a una nueva invitación de la orquesta para llevar a cabo dos proyectos en la temporada 15/16 en Florencia. También fue invitado a dirigir la Orquesta Juvenil Italiana para el concierto conmemorativo Carlo Maria Giulini en el 2015 Maggio Musicale Festival. Otros aspectos que destacan de la temporada 15/16 incluyen la Sinfonía RTE Nacional de Irlanda, la Orquesta Haydn de Bolzano y Trento, Opera di Roma, y la Orquesta Sinfónica de Toulon en Francia.

Dietrich Paredes es el director musical de la Sinfónica Juvenil de Caracas, una de las orquestas más emblemáticas de El Sistema, el celebrado movimiento de orquestas juveniles y coros venezolano. Comenzó su permanencia en la Juvenil de Caracas en 2008, y juntos iniciaron una gira por América del Sur, Asia y Europa, incluyendo el Festival de Salzburgo 2013, unos giras europeas en 2012 y 2014 que los llevó al Teatro Mariinsky de San Petersburgo, el Festival Dvorak de Praga , el Festival Beethoven de Bonn, el Festival de Ravello en Italia, así como Zurich, Hamburgo, París, Budapest, Viena, Gotemburgo y Zagreb.

Participó en el  2012 y 2013 en el programa Dudamel Fellows con la Filarmónica de Los Ángeles, en la que se desempeñó como asistente de Esa-Pekka Salonen, Vasily Petrenko, John Adams, así como de Gustavo Dudamel en una extensa gira por Europa.

Nacido en 1980, Dietrich Paredes estudió violín bajo la dirección de los profesores Rubén Cova, Ulises Ascanio, Santiago Garmendia y José Francisco del Castillo. Participó en clases magistrales dirigidas por un número de violinistas sobresalientes que incluyen Agustín Dumay, Olivier Charlier, Virginie Robilliard, Aaron Rosand, Maurice Hasson, Yossi Zivoni, Daniel Stabrawa, Eugene Fodor e Igor Oistrakh. A la edad de sólo 11 años, ganó el Encuentro Internacional de Niños y Jóvenes Solistas Instrumentistas en Córdoba, Argentina. Se unió a los 1ros violines de la Orquesta Sinfónica Simón Bolívar en 1997 y en 2002 fue seleccionado para el puesto de concertino de la Orquesta Juvenil de las Américas. Como líder, él era también el director musical de la Jóvenes Arcos de Venezuela entre 2000 y 2004.

Paralelamente a su carrera como violinista, Dietrich Paredes estudió dirección bajo la tutela del maestro José Antonio Abreu, estableciendo rápidamente una reputación como uno de los maestros jóvenes más prometedores para emerger de Venezuela, conduciendo las mejores orquestas de su país, incluyendo la orquesta Sinfónica Simón Bolívarde Venezuela, así como las orquestas sinfónicas de Mérida, Táchira, Monagas y Falcón.